El delito de secuestro disminuyó 21% en dos años: Segob

miércoles, 25 de enero de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Con el registro de 943 secuestros menos, la Secretaría de Gobernación (Segob) aseguró que de 2014 a 2016 ese delito disminuyó 21%, comparado con los años 2011, 2012 y 2013. Es decir, no solo se contuvo, sino que se logró una tendencia a la baja a partir de la creación de la Coordinación Nacional Antisecuestro (Conase) y la implementación de la Estrategia Nacional Antisecuestro, puntualizó la dependencia en un comunicado. “Si bien desde 2008 el delito de secuestro presentó una tendencia creciente sostenida a la alza hasta 2013, fue en 2014 cuando se logró revertir esa tendencia”, apuntó. Eso refleja que la estrategia del gobierno de la República ha funcionado, sin embargo –subrayó–, es preciso reconocer que el fenómeno persiste y exige redoblar esfuerzos en lo que corresponde a los gobiernos estatales. De acuerdo con el comunicado, el gobierno de Enrique Peña Nieto ha avanzado significativamente en la transparencia de registros del delito de secuestro mediante el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, ya que desde 2015 se hacen públicas las cifras del fuero común, atendidas por las Fiscalías y Procuradurías de los estados, y los casos que atiende la Federación, mediante la Procuraduría General de la República. Además, en el marco de la Estrategia Nacional, cada estado cuenta actualmente con por lo menos una Unidad Especializada Contra el Secuestro (UECS), con personal especializado en distintas materias que se mantiene constantemente actualizado mediante el Programa Integral de Capacitación (PIC) implementado por la Conase, agregó. Según la dependencia, a la fecha han sido capacitados 758 elementos de la Unidades Antisecuestro en los estados, y de manera adicional se ha dotado de equipo tecnológico a las entidades para su eficiente operación. Y destacó que en la presente administración se han otorgado mil 697 millones de pesos de inversión a los estados para sus Unidades Antisecuestro, pero se han detectado casos de subejercicio o bien reprogramación de recursos para otros objetivos, y eso no ha permitido obtener los resultados deseados.

Comentarios