El crimen organizado, detrás del asesinato de Miroslava Breach: Sales Heredia

lunes, 27 de marzo de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).- Para Renato Sales Heredia, comisionado nacional de seguridad de la Secretaría de Gobernación, detrás del asesinato de la periodista Miroslava Breach Velducea, corresponsal del diario La Jornada en Chihuahua, está el crimen organizado. “A nuestro parecer, pudiera tener que ver con grupos vinculados con la delincuencia organizada que no operan precisamente en esta administración, que vienen operando desde hace tiempo”, explica Sales al reportero. –¿Es una herencia del gobierno anterior, del priista César Duarte? –Pues de gobiernos anteriores. Sales habla con el reportero el mediodía del viernes 24, un día después de que la periodista fue asesinada a balazos en Chihuahua y luego de que el presidente del PAN, Ricardo Anaya, alegara que ese homicidio y el de otros periodistas en la entidad gobernada por el panista Javier Corral, y en Veracruz, con el mandatario Miguel Ángel Yunes, de la misma militancia, son herencia de los gobiernos priistas. “Condenamos estos hechos y además reiteramos nuestra solidaridad y condolencia con las familias de las víctimas”. Y reitero: “no vamos a poder cambiar las cosas de la noche a la mañana, el desastre que nos heredó el PRI, tanto en Veracruz como en Chihuahua, va a tomar tiempo corregirlo”, dijo Anaya en entrevista el jueves 23. Anaya, quien aspira a la candidatura presidencial del PAN, defendió a Corral y a Yunes: “Es difícil la circunstancia, heredamos un verdadero desastre, particularmente en estos dos estados que fueron muy mal gobernados por el PRI. Va a tomar tiempo corregir las cosas, pero estamos trabajando a marchas forzadas para que así sea, y confío en que los gobernadores son sensibles a estas circunstancia y están poniendo su máximo esfuerzo y su máximo empeño”. Atracción de la PGR En entrevista telefónica, Sales Heredia ofrece trabajar coordinadamente con el gobierno de Chihuahua para que el asesinato de la periodista no quede impune, luego de que la Procuraduría General de la República atrajo el caso. Aunque previamente lo había achacado a “gobiernos anteriores”, el comisionado nacional de seguridad, interrogado sobre lo dicho por Anaya en torno a las circunstancias del asesinato de Breach, matiza: “Más que herencia, es una situación que tiene que ver con grupos de delincuencia organizada que disputan regiones, que disputan espacios”. Insiste: “Yo no calificaría como una herencia del gobierno anterior. No quisiera que se fraseara así. Es una situación derivada de la descomposición de los grupos de delincuencia organizada, de la fragmentación de esos grupos”. –¿Es un mensaje también para el gobernador Corral? –Hay una cartulina que responsabiliza, aparentemente, a una persona contra la que se ha girado orden de aprehensión, apodado El 80. También hay que tener cuidado, porque muchas veces (esos mensajes) se utilizan precisamente para establecer un vínculo que no necesariamente es real. Yo creo que hay que investigar antes de emitir una calificación contundente. “En casos de esta naturaleza los primeros momentos son fundamentales, clave, y no hay que decantarse ni por una hipótesis ni por otra. Hay que abrir todas las posibles líneas de investigación.” –Entre ellas el ejercicio periodístico de Miroslava. –Por supuesto. Es un crimen ominoso, artero, terrible, y hay que hacer lo que esté en nuestras manos para encontrar a los responsables. Esta entrevista se publicó en la edición 2108 de la revista Proceso del 26 de marzo de 2017.

Comentarios