Episcopado se compromete a colaborar con el 'restablecimiento de justicia y estado de derecho” del país

martes, 25 de abril de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Durante la apertura de su 103 asamblea plenaria, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) se comprometió hoy a “colaborar con toda la fuerza evangelizadora de la Iglesia a la reconciliación, a la paz y al pronto restablecimiento de la justicia y del estado de derecho” en el país. En el discurso inaugural de la asamblea, el presidente de la CEM, el cardenal Francisco Robles Ortega, señaló: “Hoy más que nunca, los obispos debemos ser conscientes que el difícil escenario nacional es también parte de nuestro escenario eclesial. El destino de nuestro pueblo es y será el destino de nuestra Iglesia”. Robles Ortega conminó a los 134 obispos mexicanos que participan en el evento a “seguir trabajando en el anuncio de la Doctrina Social de la Iglesia, la cual ofrece un importante acervo de elementos para crear una cultura de la democracia, que promueva el verdadero bien común y la dignidad de las personas”. Particularmente, mencionó el trabajo que realiza el episcopado para apoyar a los migrantes que hoy se ven afectados con la política migratoria del presidente estadunidense, Donald Trump, y la colaboración conjunta que en este tema sostiene con los obispos de Estados Unidos. Por su parte, en la misma sesión de apertura, el nuncio apostólico en México, Franco Coppola, señaló en su discurso que la Iglesia debe dar acompañamiento a la juventud. Y señaló: “El tiempo de nuestros jóvenes no es como nuestro tiempo. El mundo ha cambiado, y con él ha cambiado todo; la misma persona humana en todas sus dimensiones”. Además indicó que el culto a la Virgen de Guadalupe es “parte esencial de la historia y de la identidad de México y de los mexicanos, y es también uno de los mayores íconos de su fe y de su devoción católica”. Con estos discursos inaugurales arrancaron los trabajos de esta asamblea plenaria, la cual se realiza en la sede de la CEM, en Lago de Guadalupe, Estado de México, y concluirá el próximo viernes 28. El objetivo central de la reunión será “presentar y consensuar la segunda fase del proyecto global pastoral hacia el 2031-2033”, indicó la CEM en un comunicado de prensa. Mañana el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, tendrá una comida con los obispos reunidos en asamblea, según la agenda programada. Hasta el momento no está confirmado si el presidente Enrique Peña Nieto, o algún otro político, asistirá a la sede de la CEM para saludar a los prelados. Al terminar la asamblea, el próximo viernes 28, se presentarán los acuerdos a los que llegarán los obispos, y será el cardenal Robles Ortega quien emita el mensaje de clausura.