Sólo 170 mil de 1.4 millones de maestros se han evaluado, reconoce el INEE

martes, 2 de mayo de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En su primera comparecencia ante los medios de comunicación como presidente de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), cargo que asumió el primer día de mayo, Eduardo Backhoff evidenció la manipulación política de la Evaluación del Servicio Profesional Docente por parte de la Secretaría de Educación Pública (SEP). Cuestionado sobre el número de profesores que se han evaluado bajo el mandato de la Reforma Educativa, Backhoff habló de un estimado entre los 160 y 170 mil trabajadores, y estimó que no se superarán los 300 mil –de un universo de un millón 400 mil docentes- al ocaso de la administración de Enrique Peña Nieto. “Habrá que ver cómo acelerar la evaluación de los profesores de manera que avancemos lo más posible. El gran desafío es apretar el paso”, dijo el nuevo titular del INEE. Y resaltó: “Quiero recordarles que los límites de la evaluación no los impone el INEE. Esto es una atribución de la SEP, de acuerdo, seguramente, a las condiciones materiales que tenga y, seguramente también, a las condiciones políticas con las cuales se enfrenta. En ese ámbito ellos deciden qué cantidad de docentes son los que se van a evaluar”. Los estados donde mayor resistencia ha tenido la evaluación, confirmó el especialista, son aquellos donde la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) tiene mayor presencia: Chiapas, Guerrero, Michoacán y Oaxaca. Con la CNTE, “apertura” Sobre la interlocución con la disidencia magisterial, Backhoff dijo que seguirá tres premisas: apertura, diálogo e información. Expuso: “Nosotros siempre vamos a estar abiertos a una interlocución con la CNTE como con cualquier grupo. Ya han estado aquí por lo menos en un par de ocasiones. El INEE es un pilar de la Reforma Educativa y tenemos siempre que escuchar las posturas e informar de nuestra opinión a quien esté en desacuerdo con nosotros, pero no podemos estar fuera de la ley. Parte de esta resistencia tiene que ver con la desinformación que existe”, dijo y se comprometió a renovar la estrategia de comunicación del instituto. Al abordar el tema de la autonomía con la que la Reforma Educativa facultó al INEE, Backhoff reconoció que esta se ha visto violentada en el transcurso del sexenio. Y, en contradicción a la misma Ley, declaró: “Hay que entender que la autonomía es una atribución que se construye a lo largo del tiempo, día a día, que no se va a lograr de la noche a la mañana. Tenemos que poner toda nuestra atención para que las acciones que nosotros tengamos estén en el marco de las atribuciones de nuestra autonomía. La Junta de Gobierno ha puesto todo su interés en que esto ocurra, y cuando se ha trastocado nuestra autonomía nosotros lo hemos hecho saber y la hemos defendido”, aseguró. Sin embargo, sobre el futuro cercano no se mostró más optimista: “Seguro que van a seguir momentos difíciles y tendremos que estar a la altura”, fueron sus palabras. No hay temor a AMLO Finalmente, quien será el titular del INEE por el periodo de un año, en relevo de Sylvia Schmelkes, respondió a los cuestionamientos sobre una eventual llegada de Andrés Manuel López Obrador a la presidencia, aspirante que se ha pronunciado por dar marcha atrás a la Reforma Educativa. Backhoff respondió: “El INEE es una institución del Estado y debe trabajar con cualquier gobierno en turno. Lo que tenemos que hacer es dar información al nuevo gobierno y ayudarle a centrar la atención no en sí en la Reforma, sino en el mejoramiento de la educación. Esperemos que eso sea lo central. “No tenemos temor y yo no especularía en este momento. Estamos todavía muy lejos. Quien quiera que llegue a la presidencia, incluyendo a López Obrador, nosotros estaremos siempre dispuestos como institución y él debe saber que estamos en el tercero constitucional y lo pertinente siempre será cómo mejorar la educación del país”, concluyó.