Leyes en 29 estados se quedan cortas ante el 'grave problema” de la discriminación: CNDH

viernes, 19 de octubre de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Pese a contar con un amplio marco legal de protección constitucional y convencional, la discriminación en México sigue existiendo como una práctica que niega la dignidad humana, destacó la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH). En ocasión del Día Nacional contra la Discriminación, que se conmemora el 19 de octubre, la CNDH llamó a población y autoridades a avanzar en la construcción de una sociedad incluyente y tolerante, en la que se reconozcan las diferencias, se prevengan y eliminen todas las formas de exclusión, y se promuevan la igualdad de oportunidades y de trato. En un comunicado, el organismo alertó sobre el grave problema que representa la discriminación en nuestro país, especialmente por apariencia física, color de piel y origen étnico. Destacó que la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación, las leyes locales en la materia en todas las entidades federativas y la tipificación del delito de discriminación en 29 estados “no han sido suficientes para evitar que las mujeres, los pueblos originarios, las personas afrodescendientes, las que están en contexto migratorio y refugiados, así como las niñas, niños y adolescentes, personas mayores, con discapacidad, que viven con VIH, con orientación sexual distinta a la heterosexual y las transgénero o transexuales, sean víctimas de exclusión, señalamiento y restricciones que menoscaban o anulan el goce o ejercicio de los derechos humanos y libertades fundamentales”. Los efectos de la discriminación en la vida de las personas, abundó, son siempre negativos, atentan contra su dignidad y tienen que ver con la falta de acceso efectivo a sus derechos y a la igualdad sustantiva, como ocurre de manera significativa con la exclusión e indiferencia que enfrentan 1.4 millones de personas afrodescendientes y 25 millones más de origen indígena, que se ven impedidas de hacer efectivos en su totalidad sus derechos fundamentales. De igual manera, enfatizó en la necesidad de construir una política nacional integral y transversal que atienda las causas de la discriminación y permita construir una sociedad igualitaria e incluyente en la que todas y todos tengan las mismas oportunidades de realizar sus proyectos de vida.

Comentarios