Celebran misa por los 43 de Ayotzinapa en el altar principal de la Basílica de Guadalupe (Fotogalería)

miércoles, 26 de diciembre de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Por primera vez, tras 51 meses de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, el altar principal de la Basílica de Guadalupe fue el escenario de una ceremonia religiosa dedicada a los estudiantes y a sus familiares, que este miércoles recorrieron las calles de la Ciudad de México para exigir, como cada mes, el esclarecimiento del caso. Padres y madres de los normalistas, acompañados de compañeros de los desaparecidos, llegaron a las puertas del recinto religioso al grito de “¡Vivos se los llevaron, vivos los queremos!” y el pase de las 43 víctimas. La ceremonia fue presidida por el obispo de Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel, quien resaltó que la misa estaba dirigida a los desaparecidos del país, pero en particular a los 43 de Ayotzinapa. En su oración a la Virgen, el prelado reconoció en los padres el cansancio de “tocar puertas y por escuchar palabras vanas, falsas y huecas anunciando verdades que ya después no lo son”. “Nos han mentido tanto; estamos con heridas abiertas, cansados y enfermos; queremos paz, queremos verdad, queremos que nos hagan justica y esperanza que dé sentido a nuestras vidas, enséñanos a perdonar”, oró Rangel en nombre de los familiares de los normalistas desaparecidos a la virgen de Guadalupe. El prelado pidió a Tonantzin Guadalupe que dé fuerzas a los padres de los desaparecidos, para que hagan lo que esté de su parte para dar con el paradero de los desaparecidos, “no ya cegados por el odio ni el rencor, sino buscando la verdad y la justicia de manera tranquila pero firme”. Al término del evento, en nombre de los 43 padres y madres de los normalistas desaparecidos, Cristina Bautista resaltó que era la quinta Navidad que pasaban en la incertidumbre de “no saber nada de nuestros hijos, es muy triste y desesperante”. Bautista resaltó que “por desgracia no somos los únicos padres y madres que sufrimos la ausencia de nuestros seres queridos en diciembre, somos miles en el país”. Al puntualizar que su presencia en la Basílica forma parte de sus creencias religiosas, Cristina Bautista señaló que los padres y madres de los 43 acudieron a pedir a la Virgen de Guadalupe que les dé fuerza para continuar su lucha y para que “ablande el corazón de quienes tienen a nuestros hijos, para que nos hagan saber dónde están y así poder dormir, comer y descansar”. Madre de Benjamín Ascencio, Cristina destacó que tienen confianza en que en enero, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador ponga en marcha la operación de la Comisión de Investigación para la Verdad y la Justicia, y con ello esclarecer el paradero de los muchachos. Isidoro Vicario Aguilar, abogado del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, confirmó que en la primera quincena de enero podrían darse los primeros pasos para la conformación de la Comisión de Investigación. En entrevista, contó que “después de la firma del decreto del día 3 se han tenido algunos acercamientos para la conformación formal de la Comisión, y se está viendo que sea pasando el 15 de enero en adelante para que se haga pública la fecha de la integración de la Comisión”. Añadió que faltan por definirse los lineamientos y el programa de trabajo que tendrá la Comisión de Investigación para la Verdad y la Justicia para el caso Ayotzinapa, en el que se contempla la participación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), la oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), así como los representantes legales de los padres y madres de los 43 normalistas. [gallery size="full" columns="1" ids="565394,565395,565396,565397,565398,565399"] Con la actividad de este miércoles en la Basílica de Guadalupe, concluyen las actividades de los padres y madres de los 43 en la Ciudad de México, “porque se logró llegar a un acuerdo con el personal de la Basílica y el Cardenal para que se llevara a cabo la misa en el altar mayor, y no ocurrieran los incidentes del año pasado”, que fue una ceremonia privada, sin presencia de medios de comunicación, confió Vicario Aguilar. Las actividades de los padres y madres para mantener vigente la exigencia de la presentación de los 43, en el 51 mes de su desaparición, continuarán mañana con su caravana en Iguala, para colocar una ofrenda floral en el punto en el que fueron atacados los normalistas. “Los padres y madres ya tenían programada la caravana que salió de Tixtla el 19 de diciembre y recorrió varias ciudades de Guerrero y Morelos, y así van a continuar cada mes en su exigencia por saber el paradero de sus hijos; todo va a depender de los resultados que dé el nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador”, puntualizó el abogado de Tlachinollan que acompañó la movilización en la Basílica de Guadalupe.

Comentarios