En Chalco, Meade retoma al NAIM: el proyecto va porque traerá empleos a los mexiquenses

sábado, 26 de mayo de 2018
CHALCO, Edomex. (proceso.com.mx).- Al realizar un acto en este municipio mexiquense, José Antonio Meade se comprometió a seguir con la construcción del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México y defender los miles de empleos que generará en el oriente de la entidad.     El candidato de de la coalición Todos por México insistió que defenderá este proyecto al que se ha opuesto Andrés Manuel López Obrador.       Ante miles de simpatizantes que fueron acarreados en Chalco, Meade sostuvo que como presidente concluirá la construcción del NAIM en Texcoco, el cual empleará a decenas de miles de habitantes de esa zona.           “Vamos a defender los empleos. El aeropuerto es muy importante. Es importante para la competitividad, es importante para la conectividad, pero la verdadera razón por que el aeropuerto es importante, es porque va a traer empleos al Estado de México y por eso el aeropuerto va”, argumentó el aspirante presidencial.     Arropado por el gobernador Alfredo del Mazo; el presidente estatal del PRI, Ernesto Nemer, y por candidatos al Senado, a diputaciones federales y locales y a presidencias municipales, Meade recordó que su campaña tiene a las mujeres en el centro de la agenda, como lo demuestran sus propuestas concretas para mejorar sus vidas cotidianas.       Anunció que habrá dos millones de familias beneficiarias más en el programa Prospera y el apoyo se triplicará en aquellos hogares donde uno de sus integrantes tenga una discapacidad. “Vamos por escuelas de tiempo completo y con alimentación, por guarderías con turno vespertino, por hospitales al 100 y que todos los jóvenes de Chalco terminen la preparatoria y tengan garantizado un espacio de educación superior”, aseguró.   Ante los habitantes de Chalco, Meade se comprometió a mejorar el transporte, a cambiar los “chimecos” por unidades más limpias y cómodas. En tanto, que a nivel estatal, se comprometió a tener un Estado de México seguro, con más policías y una mayor presencia, así como cámaras en el transporte público, mejores servicios públicos, drenaje, alumbrado e impulsar el tratamiento a la basura para convertirla en energía.