Feministas exigen a candidatos externar postura y propuesta sobre 11 temas fundamentales para las mujeres

miércoles, 6 de junio de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Organizaciones de la sociedad civil y mujeres a título personal instaron a todos los candidatos del país que manifiesten sus propuestas y posturas ante 11 temas fundamentales en la vida de las mujeres mexicanas. En un comunicado, las firmantes que se autodenominan feministas exigieron hacer de la igualdad un principio permanente reflejado en la vida cotidiana de la sociedad y no sólo como un mero discurso. Lo que implica, dicen, la afirmación sustantiva de la igualdad y humanidad de las mujeres, de su autodeterminación y libertad como elementos indispensables en la construcción de la democracia. Consideraron que el proceso electoral en curso, estos principios han sido omitidos en el debate nacional, anulando el pensamiento y la acción política del feminismo mexicano, que desde hace 100 años se manifestó en el 1er Congreso Feminista de Yucatán y que se mantiene vigente gracias a nuestra constante labor. El emplazamiento a los candidatos es para que manifiesten sus propuestas y posturas sobre 11 puntos centrales: 1. Defensa del Estado Laico. Fundamento de un estado democrático y garantía de las libertades, la convivencia pacífica, la no discriminación y la democracia. Autonomía del poder político frente a las religiones y garantía de que la objeción de conciencia no exima a las instituciones de garantizar el derecho a la educación laica y a la salud de las mujeres, particularmente su derecho al aborto. 2. Acceso al aborto seguro y gratuito en todo el país. Este derecho ganado por las mujeres de la Ciudad de México, debe ser extensivo al resto del país, así como la aplicación cabal de las excluyentes de responsabilidad que existen en cada entidad federativa. Así como a todos los métodos anticonceptivos modernos. 3. Inclusión social y reconocimiento de todos los derechos humanos de todas las personas lesbianas, bisexuales, trans e intersexuales? los pueblos indígenas, afrodescendientes, y otros grupos históricamente excluidos y discriminados. 4. Derecho a una vida libre de violencia para las mujeres. Combate total al aumento escalofriante de la violencia machista feminicida en todo el país, incluido el entorno digital, y a la impunidad imperante que lacera las posibilidades del ejercicio de este derecho para la amplia diversidad de mujeres. 5. Reconocimiento del derecho universal al cuidado, tarea que el sector privado, el sector público y las comunidades habrán de asumir para garantizar tiempo a las mujeres y a los hombres para hacerse cargo de los otros y compartir en igualdad de condiciones estas responsabilidades. 6. Derecho a la libre asociación, la libertad de expresión y el derecho a la protesta pacífica, garantizando el derecho a la defensa de los derechos humanos en condiciones de seguridad, particularmente de quienes buscan a sus familiares desaparecidos y quienes defienden la tierra, el territorio y los bienes universales? así como el cese de todo proceso de represión política, criminalización e impunidad frente a la violencia extrema contra defensoras de derechos humanos y periodistas. 7. Combate a la brecha de género en el acceso a todos los beneficios socioculturales, atendiendo la intersección de exclusiones por raza, etnia, edad, orientación sexual, identidad y expresión de género, clase y territorio. 8. Representación paritaria de las mujeres y garantía del derecho a la participación política en todos los espacios de toma de decisiones de la vida pública, combate a la impunidad y fin a la violencia política por razones de género, inaudita en este proceso electoral. 9. Sufragio efectivo, elecciones limpias y sin fraude. Respeto al derecho de elegir a quienes nos gobiernan. 10. Política exterior abierta al escrutinio internacional en materia de derechos humanos, sí a la globalización de los derechos humanos y libertades de los pueblos del mundo. No al neoconservadurismo internacional y fundamentalismos religiosos. 11. Defensa y protección de los bienes universales, contra el despojo sistemático de los megaproyectos que dañan salud y vida de las mujeres indígenas y rurales y sus comunidades. Por ciudades seguras y amigables para todas las personas. Respeto a la tierra de los pueblos originarios. El llamado es a las candidatas y candidatos a la presidencia de la República, al Senado y la Cámara de Diputados? a las gubernaturas, jefatura de gobierno de la Ciudad de México, congresos locales, ayuntamientos, juntas municipales y alcaldías de 30 entidades federativas.

Comentarios