Autoridades sentencian a peruano por delitos contra la salud

martes, 21 de agosto de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Un hombre peruano fue sentenciado a seis años y ocho meses de prisión por el delito de contra la salud, mientras que una mujer peruana enfrentará un juicio por introducir al país el estupefaciente denominado clorhidrato de cocaína. A través de un boletín fue difundido que el fiscal de la federación, adscrito a la Delegación de la PGR en la Ciudad de México, obtuvo de un Juez de Control, con sede en el Reclusorio Norte, sentencia condenatoria de seis años ocho meses de prisión y una multa de cinco mil 400 pesos en contra de un hombre, por su responsabilidad en el delito de contra la salud, en su modalidad de introducción al país del estupefaciente denominado clorhidrato de cocaína. De acuerdo a la indagatoria, el hoy sentenciado, de origen peruano y procedente de Lima, fue detenido el 6 de julio pasado, por elementos de la Policía Federal en el área de llegadas de la Terminal 2 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), por transportar en el estómago 60 cápsulas con cocaína que ingirió, por lo que fue puesto a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación. El representante social de la Federación, adscrito a la Delegación de la PGR en la Ciudad de México, tras integrar la carpeta de investigación, determinó su judicialización ante el juez federal del Centro de Justicia Penal, con sede en el Reclusorio Norte, quien lo vinculó a proceso y posteriormente, en un procedimiento abreviado, dictó la sentencia referida. En el segundo asunto, el agente del Ministerio Público de la Delegación de la Procuraduría General de la República en la Ciudad de México, llevó ante el Juez de Control a una mujer, a quien le formuló imputación y obtuvo su vinculación a proceso, por su probable responsabilidad en delitos de contra la salud. El 10 de agosto pasado, personal de la Policía Federal detuvo en el área de llegadas de la Terminal 1 del AICM a una mujer, procedente de Lima, Perú, por su probable responsabilidad por transportar cápsulas de droga adheridas e ingeridas en su cuerpo, por lo que fue puesta a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación. De acuerdo a la investigación, se aseguraron 52 envoltorios confeccionados con látex que contenían cocaína con un peso neto de 4 kilos 748.3 gramos y según lo informado por la hoy imputada a los agentes aprehensores, había ingerido cápsulas con cocaína confeccionadas con látex, por lo que fue trasladada al Hospital General Balbuena, donde bajo asistencia médica se recuperaron 11 cápsulas con el alcaloide. Tras integrar la carpeta de investigación, el representante social de la federación determinó llevar a la detenida a audiencia de control de detención, la cual se desarrolló al interior del nosocomio ante la autoridad competente del Centro de Justicia con sede en el Reclusorio Oriente, quien fijó un plazo de tres meses para el cierre de investigaciones y le impuso la medida cautelar de prisión preventiva.

Comentarios