Sedena atribuye masacre de la familia LeBarón a célula de La Línea

miércoles, 6 de noviembre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Homero Mendoza, jefe del Estado Mayor de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), afirmó que una célula del grupo criminal de La Línea, brazo armado del Cártel de Juárez, sería responsable del ataque que sufrieron las familias LeBarón y Langford, en el municipio de Bavispe, Sonora, el pasado 4 de noviembre. En conferencia del gabinete de seguridad, Mendoza informó que de acuerdo a las primeras pesquisas, “la organización delictiva de La Línea, ante la amenaza de Los Salazar de entrar a Chihuahua, deciden mandar una célula entre (los municipios de) Janos y Bavispe para limitar y detener cualquier incursión o penetración de un grupo de Los Salazar hacia Chihuahua, (en donde opera La Línea) a la que se le atribuye la materialización de estas agresiones”, afirmó. Explicó que el atentado contras las dos familias en Bavispe, Sonora, se dio en un contexto de enfrentamientos entre los dos grupos delictivos mencionados. Detalló que, a las 3:15, del 4 de noviembre, en Agua Prieta, miembros de La Línea, organización delictiva con presencia en Chihuahua y Los Salazar, con presencia en Sonora, tuvieron un enfrentamiento en el cual, el C4 de Agua Prieta refiere un reporte sobre detonaciones de arma de fuego. Al lugar acudieron policías ministeriales, municipales y bomberos, quienes localizaron una casa y un vehículo incendiándose. Posteriormente, a las 18:30, a las afueras de una funeraria en ese municipio se localizó un cuerpo sin vida de un hombre, mientras al hospital ISSSTE de esa localidad arribó otra persona herida por proyectil de arma de fuego. Mientras que las familias LeBarón y Langford salieron del rancho La Mora, localizado a menos de seis kilómetros de donde se registró la agresión. De acuerdo con militares, la primera agresión se registró a las 9:40 de la mañana, mientras que la segunda habría ocurrido alrededor de las 11:00 de la mañana. Inicialmente, de acuerdo con la versión de las autoridades, cuatro vehículos tenían previsto salir con las dos familias, pero las llantas de uno de ellos se poncharon a la salida del racho, por lo que sus ocupantes son reacomodados en las tres unidades restantes. Los tres vehículos salieron de La Mora en horarios diferentes. Los dos últimos prácticamente a escasos metros de distancia. En el primero, una camioneta Tahoe, viajaban una mujer y 4 menores. Todos fallecieron. “Este vehículo lo tuvimos a la vista y no se aprecia que haya habido una intención de incendio más bien fue producto de los disparos. El segundo, una Suburban, viajan una mujer y seis menores, fallecen dos menores y la mujer, ya que cuatro menores huyen de la zona de los hechos. En el tercer vehículo, otra Suburban, iban una mujer y cuatro menores, la mujer fallece y los menores fueron hallados vivos en las cercanías”, indica Homero Mendoza. “La percepción es que en el último de los casos las personas que agredieron a los ocupantes dejaron ir a los menores”, por lo que descartó una agresión directa. El primer vehículo quedó calcinado, mientras que en la agresión posterior fueron contabilizados más de 200 cartuchos Remington calibre .223, de fabricación estadunidense, empleados en armas M16 y R15, en sus dos versiones: A1 y A2.

Comentarios