El SNTE pide al Senado acelerar la aprobación de la reforma educativa

viernes, 26 de abril de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).– El secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Alfonso Cepeda Salas, pidió al Senado de la República que acelere la aprobación del proyecto de dictamen de reforma educativa avalada por los diputados y que le fue enviada en días pasados. Informó que los acuerdos con las autoridades educativas avanzan y les han externado la certeza de que reinstalarán a un total de 963 maestros cesados tras la aplicación de la reforma educativa del sexenio anterior. Especificó que, de ellos, 300 ya fueron reinstalados y el resto están en este proceso. En conferencia de prensa, acompañado de representantes de las 55 secciones que integran el SNTE, aseguró que el 80 por ciento de las demandas propuestas por sindicato fueron incluidas en el dictamen, entre ellas el fortalecimiento de las escuelas normales, el desarrollo profesional docente, la obligatoriedad de la educación inicial y la garantía de educación inclusiva. Insistió en que el Senado la discuta y apruebe lo más rápido posible y, si es necesario, que se haga en un periodo extraordinario. Cepeda rechazó los cuestionamientos de organizaciones civiles y expertos en materia educativa de que la redacción del artículo 16 transitorio de la reforma aprobada abre la puerta al manejo de plazas por parte de sindicatos, y aseguró que ellos no ven este riesgo. Reconoció que aún persisten estas prácticas, aunque aclaró que no necesariamente los miembros del sindicato son los responsables de realizar este tipo de ilegalidad.
“Hay que revisar a fondo qué sucede en las ventanillas (...) eso no lo hace ya el sindicato porque no tenemos acceso a estos aspectos. Creo que habrá una acción de fondo, medidas de fondo para dar solución a esta problemática”.
El líder del SNTE consideró que este hecho es más evidente en las entidades y pidió que no se haga mal uso de mecanismos como la prelación, que haya procesos limpios y respetuosos del mérito de aspirantes que deseen ingresar al servicio docente. Cepeda dijo que el SNTE es aliado del presidente Andrés Manuel López Obrador, pero dijo que se analizará la propuesta de que la elección de líderes sindicales sea mediante el voto universal. “No somos acomodaticios o convenencieros”, manifestó al precisar que el SNTE no serán un sindicato de Estado, sino sólo ponderarán la institucionalidad. Finalmente, Cepeda evadió pronunciarse sobre la intención expresada por la exlideresa del SNTE, Elba Esther Gordillo, de recuperar las riendas del sindicato.

Comentarios