ONU pide ayuda para países en desarrollo por los graves trastornos que ha causado la pandemia

martes, 13 de octubre de 2020 · 18:21
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Cuatro agencias de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) hicieron un llamado urgente para brindar ayuda a países en desarrollo o con crisis humanitarias que padecen graves afectaciones por la pandemia de covid-19. En una declaración conjunta, la Organización Mundial de la Salud (OMS), Organización Internacional del Trabajo (OIT), Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el Fondo Internacional para el Desarrollo Agrícola (FIDA), advirtieron que el trastorno económico y social causado por la pandemia es devastador en todo el mundo, pero la situación es aún más crítica en los países con pocos ingresos. Las agencias de la ONU detallaron que decenas de millones de personas corren el riesgo de caer en la pobreza extrema, mientras que el número de personas desnutridas, que actualmente se estima en casi 690 millones, podría aumentar hasta 132 millones a fines de año. Nota relacionada: Farmacéutica Lilly suspende ensayo de tratamiento contra el covid-19 Asimismo, indicaron que millones de empresas podrían desaparecer, y casi la mitad de los 3 mil 300 millones de trabajadores del mundo corren el riesgo de perder sus medios de vida. Advirtieron que los cierres de fronteras, las restricciones comerciales y las medidas de confinamiento han impedido que los agricultores accedan a los mercados para comprar insumos y vender sus productos, por lo que se han interrumpido las cadenas de suministro de alimentos nacionales e internacionales. Millones de trabajadores agrícolas asalariados y autónomos se enfrentan a altos niveles de pobreza laboral, desnutrición, mala salud, falta de seguridad y protección laboral, y otros tipos de abusos, mientras que los migrantes enfrentan riesgos durante sus viajes, malas condiciones de trabajo y de vida, y muchas veces no pueden acceder a las medidas de apoyo implementadas por los gobiernos. “Garantizar la seguridad y la salud de todos los trabajadores agroalimentarios, desde los productores iniciales hasta los que participan en el procesamiento, el transporte y la venta minorista de alimentos --incluidos los vendedores ambulantes de alimentos--, así como mejores ingresos y protección, será fundamental para salvar vidas y proteger la salud pública, los medios de vida y seguridad alimentaria de las personas”, subrayaron. Nota relacionada: Cristiano Ronaldo da positivo a covid-19 a 15 días del Juventus-Barcelona Por esa razón, solicitaron acciones inmediatas que incluyan la extensión de la protección social hacia la cobertura universal de salud y el apoyo para los más afectados, como transferencias de efectivo, asignaciones por hijos y comidas escolares saludables, iniciativas de ayuda alimentaria y de refugio, apoyo para la retención y recuperación del empleo, así como ayuda financiera para las empresas. De igual manera, resaltaron que los países que se enfrentan a crisis humanitarias u otras emergencias están particularmente expuestos a los efectos del covid-19, por lo que es fundamental responder rápidamente a la pandemia y, al mismo tiempo, garantizar que la asistencia humanitaria y de recuperación llegue a los más necesitados. “Ahora es el momento de la solidaridad y el apoyo mundial, especialmente con los más vulnerables de nuestras sociedades, particularmente en el mundo emergente y en desarrollo. Sólo juntos podremos superar los efectos sanitarios, sociales y económicos entrelazados de la pandemia y evitar que se convierta en una catástrofe humanitaria y de seguridad alimentaria prolongada, con la posible pérdida de los avances de desarrollo ya logrados”. Asimismo, consideraron necesario desarrollar estrategias sostenibles a largo plazo para abordar los desafíos a los que se enfrentan los sectores sanitario y agroalimentario, dando prioridad a la seguridad alimentaria y la desnutrición, así como abordar la pobreza rural mediante más y mejores empleos, extender la protección social a todos, facilitar vías migratorias seguras y promover la formalización de la economía informal. “Debemos repensar el futuro de nuestro medio ambiente y abordar el cambio climático y la degradación ambiental con ambición y urgencia. Sólo así podremos proteger la salud, los medios de vida, la seguridad alimentaria y la nutrición de todas las personas, y garantizar que nuestra ‘nueva normalidad’ sea mejor”, concluyeron. Nota relacionada: Trump tilda de “inexactas” las predicciones de Fauci sobre el coronavirus