Nacional

Muñoz Ledo: "No nos han ganado, la decisión está en la militancia"

"Estas encuestas son hechas por compañías privadas y al margen de la ley", dijo Muñoz Ledo sobre el proceso interno de Morena.
viernes, 23 de octubre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro). Porfirio Muñoz Ledo desconoció el triunfo de Mario Delgado como presidente de Morena y convocó a la militancia de ese partido a rechazar el poder del dinero en la política: “No nos han ganado, la decisión está en la militancia”.

Después de que el Instituto Nacional Electoral (INE) informó el resultado de la encuesta de desempate, que arrojó una ventaja de 17 puntos de Delgado, Muñoz Ledo no hizo alusión a la propuesta que éste le hizo de encabezar el Consejo Consultivo de Morena.
    
Al contrario, en un mensaje en video, el candidato perdedor descalificó las encuestas: 

“Compañeras y compañeros, miembros de la base de nuestro partido, la única decisión aceptable para la organización de un partido político es la de las bases, expresadas en sus órganos constitutivos. Estas encuestas son hechas por compañías privadas y al margen de la ley. Siempre protestamos contra ellas, porque significaban el triunfo del dinero sobre los principios. Nos nos han ganado, en nosotros, la militancia, reside la decisión final”.

Y propuso a la militacia pronunciarse: “Yo los invito a que se expresen, a que rechacen la compra de la política por el dinero y afirmen el proyecto histórico de Morena, que no está al servicio de ningún futurismo, ni ninguna fortuna personal”.

La presidenta del Consejo Nacional de Morena, Bertha Luján, imitó a Muñoz Ledo en no reconocer ni mencionar a Delgado, y también en que la militancia dictará qué acciones tomar.

“La fuerza de Morena está en su militancia. Reconstruyamos nuestro partido-movimiento desde sus bases. Ellas nos dirán el rumbo a seguir”, dijo.

Por su parte, el senador Martí Batres, primer presidente de Morena, definió a Delgado como “el primer presidente neoliberal” de ese partido.
    
“Por obra y gracia del TEPJF y el INE Morena tendrá su primer presidente neoliberal. Lo mismo que le pasó al PRD en 2008. Por fortuna, el movimiento es hoy mucho más grande que una estructura formal”, lanzó.