AMLO se mofa de Frena: me acusan de poner ventiladores para que se vuelen sus carpas

miércoles, 7 de octubre de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El viento lanzó por los aires algunas carpas del campamento que, en el Zócalo capitalino, mantiene el Frente Nacional AntiAMLO  (Frena) en exigencia de la renuncia del presidente, a quien no pasó desapercibido el episodio: “Ayer que hubo viento, volaban las casas de campaña y me estaban echando la culpa a mi, que desde aquí (Palacio Nacional) tenía unos ventiladores gigantes”, dijo. En su conferencia de prensa matutina, al abordar el caso de Frena, hizo también un llamado a evitar la violencia, entrelazando el plantón, los golpes en la Cámara de Diputados y los posicionamientos de escritores como Francisco Martín Moreno, que incendió las redes en días pasados al equiparar el trato que quisiera dar a los morenistas con el de los infieles en la Inquisición. “Esa es una característica del conservadurismo, son muy violentos”, expuso al llamar a Luis Pazos, Rafael Loret de Mola y Francisco Martín Moreno, a no hacer apología de la violencia, señalando, en su llamado a la cordura, que “hay una especie de fanatismo” identificando los casos de los dictadores del siglo XX, Hitler, Franco y Pinochet.
Nota relacionada: Sorprende viento a Frena y pone a volar sus tiendas de campaña (Video)
No obstante, reiteró su posición de no reprimir la protesta en el Zócalo, ofreciendo a quienes participan en esta que pueden permanecer ahí y volvió a bromear sobre mandarles poner unas enramadas y hamacas, para que pernocten ahí sus dirigentes. López Obrador desestimó también las agresiones verbales en su contra, en las páginas de los diarios, al revirar que no le importa, interesa ni afecta. “No va a ser el 68, no va a haber persecución, no voy a hablar con los directores de los periódicos”, expuso. Finalmente, advirtió que una vez pasada la pandemia, sus concentraciones masivas regresarán al zócalo capitalino “ahí si, cada mes”, para luego volver a ironizar, “claro, si nos dejan los de Frena”.