España declara estado de alarma en Madrid por nueva oleada de covid-19

viernes, 9 de octubre de 2020

MADRID, Esp. (apro). - El gobierno de Pedro Sánchez decretó este viernes el estado de alarma en Madrid y ocho ciudades colindantes de la región, luego de días de tormenta política con el gobierno de la comunidad madrileña sobre las medidas a aplicar para combatir la expansión de la pandemia.

Las medidas de esta declaratoria son las mismas que estaban vigentes en días pasados: Se restringe durante los próximos 15 días la salida y entrada de personas en los ayuntamientos de la Comunidad, encabezados por Madrid, pero la gente si se puede movilizar dentro de ellos.

Se impone una disminución en el aforo en establecimientos de hostelería a 50% en interiores y 60% en exteriores, asimismo, se reducen los horarios a las 23:00 horas.

Por otra parte, se dispone que las reuniones sociales no pueden superar grupos de seis personas, tanto en exterior como en interiores.

El ministro de Salud, Salvador Illa, advirtió que “el gobierno ha querido llegar a un acuerdo, pero Madrid ha decidido no hacer nada” y “la paciencia tiene un límite”.

Entérate: El 86% de casos de covid-19 en Reino Unido no han presentado síntomas: estudio

En una comparecencia ante la prensa, Illa aseguró que “el virus tiene niveles de transmisión muy altos en la Comunidad de Madrid. Hay transmisión comunitaria, no sólo brotes”.

El gobierno de Sánchez convocó a una sesión extraordinaria del Consejo de Ministros para tomar medidas, luego de que este jueves la justicia desestimara las medidas de restricción para frenar la pandemia, esto a petición del gobierno de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

Tras conocerse el fallo judicial, Sánchez le pidió a Ayuso poner en marcha medidas urgentes y dio varios escenarios posibles, pero la presidenta madrileña no atendió el llamado.

Fue hasta la celebración del Consejo de Ministros que la llamada se produjo, y Ayuso pidió más tiempo, pero Sánchez le dijo que ya no había nuevo plazo y que el estado de alarma se estaba aprobando en ese momento.

Por tanto, el Consejo de Ministros aprobó el estado de alarma para los próximos 15 días, declaratoria que entró en vigor de inmediato al ser publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE). Te recomendamos: Madrid: capital europea del coronavirus

Casi de forma simultánea, unos 7 mil elementos de la Policía Nacional y la Guardia Civil desplegaron controles en las entradas y salidas de estas nueve ciudades, para evitar los desplazamientos fuera de las mismas.

 Estas medidas tienen como propósito evitar el desplazamiento de la gente con motivo del puente de El Pilar –que incluye el lunes 12—, con el riesgo de expandir los contagios a otras zonas del país.

Díaz Ayuso señaló que no aceptaba las m

El gobierno de Sánchez tomó esta decisión luego que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid tumbara las medidas el jueves tras la reclamación de la Comunidad de Madrid.

Sánchez le pidió a la presidenta Díaz Ayuso la puesta en marcha de medidas de restricción que fueran efectivas para contener el ciclo de contagios de la pandemia, pero el gobierno regional se ha anclado en un choque continuo a las medidas y criticar que Sánchez, por razones políticas, buscaba imponer medidas que afecten a Madrid.

El ministro de Sanidad del gobierno central, Salvador Illa, ha advertido que no existe ninguna motivación en la exigencia que no sea el control de la pandemia.

El presidente Pedro Sánchez mantuvo comunicación Díaz Ayuso mientras se estaba produciendo el Consejo de Ministros para comunicarle la decisión, mientras ella pedía más tiempo. El mandatario español le explicó que había dado tiempo suficiente para que ella tomara medidas, sin que respondiera siquiera a los llamados de La Moncloa, la sede del gobierno de España.

El vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado (del partido Ciudadanos) posteó en su cuenta de Twitter: “La declaración del Estado de Alarma en Madrid era evitable. Había alternativa. Lamentablemente los políticos hemos vuelto a fracasar. Las consecuencias las pagan los ciudadanos. Mis disculpas por ello”.

El vicepresidente no comparte las medidas de su presidenta, Díaz Ayuso, de solo confinar selectivamente a 37 barrios de la comunidad de Madrid, que son principalmente zonas obreras, lo que fue criticado por estas comunidades y los partidos de la oposición por pretender formar “guetos”.

El alcalde de Madrid y portavoz del PP a nivel nacional, José Luis Martínez Almeida, discrepó de la decisión del consejo de ministros. “Es una malísima noticia que el gobierno declare el estado de alarma. Eso no es lo que piden los madrileños ni lo que exige la situación Sanitaria de Madrid”.