CDMX

Robo de licores, posible móvil del asesinato de empresario francés en la CDMX

Omar García Harfuch, secretario de Seguridad de la CDMX, dijo que no hay indicios de secuestro, extorsión o cobro de piso en el asesinato del empresario francés Baptiste Lormand y su socio comercial Luis Orozco.
domingo, 29 de noviembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- El secretario de Seguridad Ciudadana (SSC), Omar García Harfuch, aseguró que una de las principales líneas de investigación del homicidio del empresario franco-mexicano Baptiste Jaques Daniel Lormand, y su socio comercial, Luis Orozco Navidad, es el robo de licores de “alta gama”, una de las actividades a las que ambos se dedicaban.

“Al momento no existe indicio alguno que sugiera que se trató de un secuestro, de una extorsión o de un cobro de piso. La principal línea de investigación al momento está relacionada con el giro o actividad comercial de los occisos consistente en la venta de licores de alta gama. Hay investigaciones que apuntan a que quisieron robarles la mercancía que ellos estaban ofreciendo en venta. Al parecer fueron despojados de unas botellas con alto valor comercial”, detalló. 

En videoconferencia con la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, el jefe de la policía capitalina informó que hasta el momento no se tienen indicios de que el empresario y su socio fueron amenazados o extorsionados; tampoco de que hayan sido secuestrados, pues su familia no recibió llamadas para exigir el cobro de rescate.

No obstante, informó que la policía tiene detectado que integrantes de células delictivas tienen un modus operandi que consiste en la simulación de la compra-venta de bienes ofrecidos al público, y que al momento que se concreta la cita presencial para hacer la transacción, “los vendedores de los mismos, son objeto de agresiones, en algunos casos han sido privados de la vida”. 

García Harfuch agregó que en ocasiones estos delincuentes se aprovechan de los anuncios de “Segunda Mano”, donde no solo se oferta mercancía, sino también autos. Y dijo que las detenciones más recientes relacionadas con esta forma de delincuencia se hicieron en Iztapalapa y Gustavo A. Madero.

“Queremos que la ciudadanía sepa que este crimen no va a quedar impune y pronto les presentaremos a los detenidos”, añadió.

El alcalde de Miguel Hidalgo, Víctor Romo, aseguró que hasta ahora no tiene detectado denuncias por “algún tipo cobro de derecho de piso” en la zona de Polanco.

Su último recorrido

Las primeras investigaciones indican que Baptiste Jaques Daniel Lordman, de 45 años y doble nacionalidad, propietario del restaurante Surtidora Don Batiz y exvicepresidente de Canirac Miguel Hidalgo, salió de su domicilio en Polanco, alcaldía Miguel Hidalgo, el jueves 26 de noviembre a las 18:20 horas. Iba solo en su camioneta Mistubishi negra. A las 18:46 horas, las cámaras de videovigilancia observaron al vehículo en Periférico y la Privada de Horacio, colonia Del Bosque, en la misma alcaldía. De ahí, se fue rumbo a Tlalpan.

A las 19:38 horas, la camioneta fue vista en circulación en la carretera federal a Cuernavaca, a la altura de la colonia San Pedro Mártir. Para entonces, ya lo seguía un auto Aveo blanco, reconocido como el que comúnmente rentaba su socio comercial.

Al día siguiente, el viernes 27, la cónyuge de Baptiste denunció su desaparición ante la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ-CDMX) y fue cuando agentes de la Policía de Investigación y la Fiscalía de Personas Extraviadas y Ausentes comenzaron su búsqueda en cámaras de video, con entrevistas a familiares, vecinos y testigos.

La ficha de búsqueda se emitió con la fecha del sábado 28: “tiene un lunar abultado en la nariz, lado izquierdo. Vestía pantalón de vestir azul, suéter tejido con botones en color azul marino, se desconoce calzado”. Tenía doble nacionalidad, francesa y mexicana, mientras que su socio desde hacia varios años, era mexicano.

Alrededor de las 2:00 horas del sábado 28, las autoridades encontraron los cadáveres de Baptiste y su socio “atados de manos” en un camino de terracería del pueblo de Magdalena Petlacalco, en territorio tlalpense. Fue entonces que la FGJ inició la carpeta de investigación por el doble homicidio. En el mismo lugar estaban la camioneta del empresario y el auto rentado de su socio.

Las autoridades aun no determinan el lugar donde se habrían reunido con los homicidas o dónde pudieron ser interceptados, ni el día en que fueron asesinados. Tampoco han informado sobre el monto de la mercancía que habrían robado los delincuentes.

Más tarde, el vocero de la FGJ-CMDX, Ulises Lara, aclaró que las víctimas se dedicaban a la comercialización de vinos “de alta calidad, de precios importantes, superiores a los miles y que formaba parte de la actividad principal a la que se dedicaban”. 

Reiteró que hasta donde va la investigación, no hay indicios de secuestro ni cobros por extorsión contra las víctimas. Agregó que en la investigación ya se indaga la manera en que comercializaban los vinos -presuntamente los importaban- y cómo los entregaban; es decir, si el empresario personalmente solía entregar la mercancía en su propio vehículo.

Sheinbaum lamenta crimen

La jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, lamentó “profundamente” los homicidios y manifestó su “apoyo y solidaridad” a las familias. Dijo que ayer tuvo contacto con el embajador de Francia en México, Jean-Pierre Asvazadourian, para asegurarle que las investigaciones llegarán al fondo y se hará justicia ante este doble crimen. 

Aseguró que mañana lunes también se reunirá con los deudos de las víctimas, así como con vecinos y empresarios de la zona de Polanco, que están preocupados por la inseguridad de la zona. 

De paso, aclaró que “el reunirnos con familiares de las víctimas, con amigos, con empresarios es una práctica que tenemos en el gobierno de la ciudad, no es exclusiva en este caso”.

Para mañana también está anunciada una marcha de vecinos y comerciantes de Polanco en contra de la inseguridad que se vive en la zona, que es una de las más exclusivas de la capital mexicana.

Más de

Comentarios