Senado de la República

Senado aprueba reforma a la Ley del Banxico para comprar excedentes de divisas

Según el propio Banco de México y legisladores de oposición, la reforma atenta contra su autonomía y lo pone en riesgo de convertirse en una lavadora de divisas.
jueves, 10 de diciembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Senado aprobó la reforma a la Ley del Banco de México (Banxico) que lo faculta para la compra de los excedentes de divisas, lo que según el propio organismo y legisladores de oposición atenta contra su autonomía y lo pone en riesgo de convertirse en una lavadora de divisas.

Con 67 votos a favor, 23 en contra y 10 abstenciones, el pleno del Senado aprobó el proyecto para reformar la Ley del Banco de México en materia de captación de moneda extranjera en efectivo.

“Los montos que no puedan repatriarse serán comprados por el Banco de México, para lo cual el Banco, escuchando a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores y a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, regulará el procedimiento de compra al tipo de cambio vigente”, dice el dictamen.

Al presentar el dictamen, el morenista Alejandro Armenta, presidente de la Comisión de Hacienda y Crédito Público, explicó que con esa reforma no se promueve el lavado de dinero, como ha señalado el propio banco central al manifestarse en contra de la regulación, y en cambio favorece a los trabajadores migrantes.

“El Banco de México es un ente soberano, es un ente que tiene autonomía y la respetamos. Pero la autonomía no significa que el Banco de México sea un ente por encima del Estado mexicano”, afirmó el legislador.

Por el grupo parlamentario del Partido Acción Nacional (PAN), Minerva Hernández anunció su voto en contra al considerar que no se tomó en cuenta la opinión técnica del propio organismo, que ha señalado que con esa reforma podrían ingresar flujos de efectivo provenientes de actividades ilícitas, comprometiendo al sector financiero nacional y su interacción con el sistema financiero internacional.

“Por ello, Banxico señala que es indispensable evitar que este riesgo de operaciones con recursos de procedencia ilícita sea transferido al Banco Central Mexicano, porque de ocurrir podría afectar la libre disponibilidad y control de los activos de la reserva internacional, poniendo en entredicho el cumplimiento de los objetivos constitucionales del Banco Central”, señaló la panista.

En los mismos términos se manifestó el senador sin grupo parlamentario Emilio Álvarez Icaza, para quien se corre el riesgo de que el país se convierta en una "lavadora" de divisas de actividades ilícitas.

"Hubo cabilderos de distintos grupos para presionar esta iniciativa, hubo cabilderos del grupo Salinas. Habrá que preguntarse si esta iniciativa no tiene dedicatoria a uno de los especiales aliados del presidente y le quieren hacer un favor, porque, miren compañeros, no es un tema de los migrantes, la gran cantidad de las transferencias son electrónicas", afirmó Álvarez Icaza.

La reforma precisa que las divisas que podrán formar parte de la reserva son los billetes y monedas metálicas extranjeras, captados por las instituciones de crédito en los términos, montos y modalidades que determine la Ley de Instituciones de Crédito y que no puedan ser repatriados a su país origen

Comentarios