Clínica Nápoles no cumple con protocolos para covid-19, denuncian vecinos

viernes, 15 de mayo de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Una carrosa fúnebre se estacionó afuera de la Clínica Nápoles, en la vía pública, delante de una ambulancia en doble fila. Dos hombres con equipo de protección salieron por un túnel inflable, colocado sobre la banqueta que conecta el inmueble con la calle de Alabama. Llevaban un cuerpo en una bolsa blanca y lo dejaron en el piso antes de subirlo a la carroza. El hecho se registró el pasado martes 12. Desde hace al menos un mes, los vecinos de Alabama, en la Nápoles, se quejan constantemente de la falta de protocolos por parte de esa clínica privada de 297 metros cuadrados, que atiende pacientes con covid-19. En lo alto se lee “HOSPITAL”, pero al no contar con un estacionamiento o una bahía, los vecinos ven todos los días cómo bajan y suben a los pacientes de las ambulancias, dentro de cápsulas, y también cuando salen, en bolsas, los cuerpos de las personas fallecidas. Los vecinos han protestado en la vía pública, colgado mantas de rechazo y lanzado una petición en la plataforma Change.Org, porque el nosocomio no cuenta con lo más elemental, como un área para los desechos tóxicos, que son lanzados a la calle. “Un señor que transportaba a un paciente, ahí mismo, en la banqueta, se puso a sanitizar su equipo médico. Como no tienen un área para eso, en plena vía pública se quitan los equipos médicos y se están vistiendo”, dice en entrevista Silvia, quien vive enfrente de la clínica. La calle Alabama se ha convertido en una sala de espera de familiares de pacientes con coronavirus. Los vecinos temen que haya un brote en la zona y se convierta en un riesgo para ellos. “(La clínica) está violentando la normatividad porque no tiene los protocolos que se requieren en esta pandemia y nos parece de alto riesgo su operación. Quizá en un 50 por ciento aquí vivimos gente de la tercera edad, yo soy hipertensa y somos gente vulnerable”, añade Silvia. Pese a que la Clínica Nápoles atiende a pacientes con coronavirus desde el pasado 17 de marzo, no aparece en el Sistema Nacional de Certificación de Establecimientos de Atención Médica con certificado vigente ni en trámite, del Consejo de Salubridad General, según el último reporte del 11 de marzo de 2020. De hecho, el número 158 de Alabama, donde se ubica, tiene una licencia sanitaria (número 13AM090140004) de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) como clínica de cirugía estética, con la razón social Curves And Perfect Body, S.A. de C.V. En octubre de 2018, la clínica de cirugía estética fue suspendida por la Cofepris, por considerarla “irregular”, al no contar con todas las autorizaciones sanitarias conducentes. Desde entonces, los vecinos veían entrar a uno, dos o tres pacientes a lo largo del día, y luego se percataron que se transformaba en un hospital de urgencias las 24 horas. Además, en cuestión de meses el inmueble pasó de tener dos pisos a cinco. En entrevista con Telediario, Canal 6, el director del lugar, Adán Benavides Jones, un médico cirujano estético y de longevidad, aseguró que desde 2012 operaban como clínica de cirugía de corta instancia, pero que cambió de licencia y ahora son un hospital de alta especialidad. La reportera buscó en varias ocasiones a Benavides para confirmar sus dichos, pero no tuvo respuesta. “La clínica no molestaba, Adán trabajaba con su clínica cerrada, pero ahora todo el tiempo hay ambulancias y carros de funerarias porque nadie sale vivo”, cuenta Susana, otra vecina. “Me da mucho sentimiento ver a los familiares que esperan a sus pacientes ahí afuera, porque al ratito ya están llorando. Los que más suerte han corrido son a los que se han llevado a otro lado que sí cuenta con la infraestructura”, lamenta. Este jueves, los vecinos solicitaron una inspección a la Agencia de Protección Sanitaria de la Ciudad de México, pues aseguran que la clínica no está habilitada para atender urgencias en tiempos de covid-19. “Consideramos que no es apta para el tratamiento de una enfermedad infecto-contagiosa. Está en una calle de uso habitacional”, añade Silvia. De acuerdo con la información disponible en el portal de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Ciudad de México (Seduvi), el predio donde se ubica la Clínica Nápoles o Curves And Perfect Body tiene permiso de uso de suelo como Centro de Barrio nivel 3, esto es, laboratorio dental, de análisis clínico y radiografías, pero no de hospital. Ayer y hoy, la reportera buscó, sin éxito, la postura de la alcaldía Benito Juárez, a cargo del panista Santiago Taboada, para conocer su postura.

Comentarios