Personal de salud en sur de Veracruz acusa despidos y falta de insumos

lunes, 18 de mayo de 2020
XALAPA, Ver. (apro).- Doctores, enfermeros y delegados adheridos al Sindicato de Trabajadores del Sistema Nacional de Salud Sección 03 se quejaron de la falta de equipo de bioseguridad (trajes Tyvek), de insumos básicos como cubrebocas y de “despidos injustificados” a doctores que han denunciando el estado de los sistemas de salud de Veracruz. El personal acusó que, en hospitales del sur Veracruz, se están “falseando cifras” y escondiendo casos positivos de covid-19 para no alarmar a la población y para no figurar -como sucedió la semana anterior- en los primeros cuatro lugares nacionales por coronavirus. En las últimas dos semanas, una veintena de doctores y enfermeros de los Servicios de Salud de Veracruz (Sesver) contrajeron el virus y tuvieron que ser aislados. En videoconferencia, Milagros Sánchez, enfermera con 16 años de trayectoria, recriminó que nunca se habían sentido “tan abandonados” por parte de los mandos de la Jurisdicción Sanitaria número 11 -que comprende municipios del sur de Veracruz- y del titular de la Secretaría de Salud de Veracruz. “No nos están dando goggles (lentes de seguridad), ni equipo de bioseguridad. En cosas tan básicas como cubrebocas, las estamos costeando nosotros”, acusó Sánchez. En Tonalapan, un hospital comunitario ubicado en la región selvática rural de Los Tuxtlas, el enfermero rural, Elías de la Cruz, manifestó su preocupación porque su hospital fue habilitado para atención de “enfermos covid-19”, pero sólo de membrete, pues su funcionamiento y protocolos continúan igual. “Por ejemplo, el fin de semana llegó una mujer embarazada y entró por la misma puerta por donde llega un sospechoso de coronavirus. Alegando presupuesto no quisieron construir un módulo de aislamiento para quienes presenten síntomas de covid-19”, criticó. De la Cruz hizo hincapié que ante la desaceleración económica nacional, miles de personas que trabajaban en Tijuana, Ciudad Juárez, Sinaloa y otras zonas industriales fronterizas, y que son oriundos de Los Tuxtlas o del sur de Veracruz, volvieron a sus lugares de origen. “Muchos de ellos están trayendo el virus a zonas rurales y de difícil acceso a la salud. Nuestras autoridades no lo están midiendo”, dijo. El panorama de infraestructura y de complicaciones sanitarias por coronavirus en Veracruz se torna muy complicado, acusaron enfermeros y doctoras. El doctor Rogelio Sánchez, oriundo de Minatitlán, recriminó un despido injustificado en el hospital regional de Minatitlán, tras 18 años de servicio. El problema, resume Sánchez, es la pésima administración del titular de Sesver, Roberto Ramos Alor, oriundo del sur de Veracruz y cuyo gremio de doctores y enfermeras no recuerdan que haya tenido una carrera en el sector salud con prestigio. “Él, entiendo que llega por su militancia en Morena, es doctor, sí, tenía su consultorio y creo fue mando del hospital Valentín Gómez Farías (Coatzacoalcos), pero en su ciudad es más conocido por haber sido propietario del bar Puerto Rico”, dijo. Al igual que Sánchez, una decena de doctores más ha sido despedido injustificadamente en la región; pese a que -insisten los entrevistados- el presidente Andrés Manuel López Obrador había hecho la promesa de no despedir a un solo doctor durante el tiempo que durara la contingencia sanitaria. “El hospital Valentín Gómez Farías está trabajando sin médicos responsables. Con puro residente, están sacando el trabajo”, acusó Milagros Sánchez. Doctores y enfermeros denunciaron que hay material e insumos que fueron comprados y que “misteriosamente” desaparecieron, razón por la que ahora, insisten, tienen que tratar el coronavirus con puro equipo que llegó por donaciones externas al sector Salud.

Comentarios