Definición de finalistas enrarece elección en Morena

miércoles, 30 de septiembre de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La elección de presidente y secretario general de Morena, organizada por el Instituto Nacional Electoral (INE), se enrareció aún más con la definición de los finalistas, mientras que el optimismo de Porfirio Muñoz Ledo contrastó con la denuncia de un “fraude anticipado” de Gibrán Ramírez por su exclusión. “Agradezco a todas y a todos el apoyo que me brindaron para la encuesta de reconocimiento de Morena. También a quienes me han felicitado. Falta todavía la etapa definitiva. Sigamos trabajando juntos”, expresó Muñoz Ledo tras el informe del INE, que lo colocó con 41.7% sobre Mario Delgado, quien logró 27.1%, es decir, 14 puntos de diferencia. Por su parte, como primera reacción a los resultados de la primera de las dos encuestas, Mario Delgado subió a su cuenta de Twitter un video donde señala que su compañero diputado Javier Hidalgo le dio su respaldo para presidir Morena, al no triunfar como finalista.
Nota relacionada:
El INE avala a estos cinco candidatos para dirigir Morena; Gibrán Ramírez, fuera “Me comprometo a siempre actuar con honestidad, apegado a los principios de nuestro partido y a trabajar por la unidad y la continuidad de la transformación”, expresó Delgado, quien participará en la encuesta junto con Yeidckol Polevnsky, Hilda Díaz Caballero y Adriana Menéndez. En una elección sin reglas en el origen, uso y cantidad de recursos económicos para la promoción personal, porque ni siquiera hay oficialmente campañas, el INE informó también que las finalistas para secretaría general son Citlalli Hernández Mora, Carmen Valdés Salinas, Silvia García Arceo, Carmen Gómez Ortega, Paola Gutiérrez, Martha Hernández Hernández, Blanca Jiménez y Claudia Macías Leal. La senadora Citlalli Hernández, quien apoya a Muñoz Ledo para la presidencia –no fue finalista Donají Alba, impulsada por Delgado--, se mostró satisfecha: “Desde que inició el proceso interno de Morena manifestamos desacuerdo por el método de encuesta abierta (todos los demás la exigían y lo celebraron). Asumí el riesgo; ser militante de tiempo completo y el respaldo de las bases hoy rinde frutos. ¡Seguimos!” Quien de plano descalificó el proceso organizado por el INE fue Gibrán Ramírez, quien sostuvo que, pese a que varias encuestas lo colocaban al frente de las preferencias, incluida la de Massive Caller, a la que se vincula a Mario Delgado, fue excluido, porque en la encuesta de conocimiento quedó en el lugar número 12. Este nivel de conocimiento no es creíble, aseguró Ramírez, y atribuyó el resultado a “una ofensiva del poder” de Muñoz Ledo, Delgado y del propio INE por ser su crítico. “Es un fraude electoral descarado”, dijo. Anunció que acudirá al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) para evitar ser excluido de la encuesta que también organizará el INE y cuyo levantamiento será entre el viernes 2 y el jueves 8 de octubre, cuyos resultados se darán a conocer el 11. “No permitiremos este fraude anticipado”, expresó Ramírez, quien se convierte así en el segundo candidato en denunciar prácticas sucias, luego de que Alejandro Rojas Díaz Durán se retiró de la contienda, alegando que el proceso interno está marcado por el “mercantilismo”. El propio Muñoz Ledo ha denunciado que circula mucho dinero, y eso lo asocia a Mario Delgado y al canciller Marcelo Ebrard, a quien identifica como impulsor del coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados. “He expuesto al consejero presidente del INE el desacato reiterado al principio de legalidad en sus decisiones respecto a la elección interna de Morena. Los procesos electorales están regidos constitucionalmente por el criterio de equidad que evidentemente se está violentando”, expuso el legislador. “Omite la obligación de respetar la autodeterminación y la autoorganización del partido e incumple su obligación fundamental de supervisar el financiamiento y fiscalizar los procesos electorales y partidarios. Lo invito a un diálogo público”, señaló.