Tamaulipas

Trece de los 19 cuerpos hallados en Tamaulipas eran de guatemaltecos, aseguran

Al menos 13 de las 19 personas cuyos restos fueron encontrados en dos camionetas calcinadas en el poblado de Santa Anita, Tamaulipas, provenían de Guatemala, indicó un diputado de ese país.
lunes, 25 de enero de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Al menos 13 de las 19 personas cuyos restos fueron encontrados en dos camionetas calcinadas en el poblado de Santa Anita, Tamaulipas, provenían del distrito de San Marcos, en Guatemala, y tres de ellas eran mujeres, indicó un diputado de esa demarcación.

En una carta pública difundida ayer, el diputado guatemalteco Mario Ernesto Gálvez Muñóz expresó su “sentido pésame” a las familias de 13 “hermanos marquenses” quiénes se encontraban en México “en busca del sueño americano” y cuyos restos fueron identificados en el vehículo incendiado, presuntamente por integrantes del grupo criminal del Cártel del Noreste (CDN), el nuevo nombre de los Zetas.

De acuerdo con el legislador guatemalteco, las víctimas se llamaban Santa Cristina García Pérez, Dora Amelia López Rafael, Paola Damaris Zacarías Gabriel, Óscar Velásquez Ramírez, Edgar López y López, Adán Coronado Marroquín, Marvin Alberto Tomás Tomás, Élfego Roliberto Miranda Díaz, Osmar Neftalí Miranda Baltazar, Robelson Elías Tomás Isidro, Anderson Marco Antulio Pablo, Rivaldo Danilo Jiménez Ramírez e Iván Gudiel Pablo Tomás.

Hasta el momento, las autoridades mexicanas no han informado sobre los avances de la investigación de esta masacre --que hace eco al horroroso caso de la masacre de 72 personas migrantes perpetrada en 2010 en San Fernando, también en Tamaulipas--, ni sobre la nacionalidad de las personas que perdieron la vida ese 23 de enero.

De acuerdo con la Fiscalía General de Justicia de Tamaulipas, previo a los incendios las personas fueron asesinadas por arma de fuego; mientras que versiones locales señalan que sicarios del CDN localizaron en una casa del poblado Santa Anita a 19 presuntos ciudadanos guatemaltecos, a quienes asesinaron en ese lugar y luego los abandonaron en los límites con el estado vecino de Nuevo León.

Apenas ayer, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) indicó que abrió una “investigación de oficio” a raíz de las notas publicadas en la prensa, entre ellas en Proceso. “Esta Comisión Nacional investigará de oficio el presente caso, integrará el expediente de queja respectivo y, en su momento, emitirá el pronunciamiento que conforme a derecho corresponda”, indicó.

Comentarios