Guerrero

Amputan pierna a "Peluche", adolescente que fue baleado por policías en Acapulco

Familiares del joven atacado por los policías estatales denunciaron que, hasta el momento, ninguna autoridad estatal se ha acercado para pagar los gastos médicos en la institución privada donde le fue amputada la pierna.
lunes, 5 de abril de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Un adolescente de 15 años fue atacado a balazos por agentes de la Policía Preventiva Estatal (PPE), y le tuvieron que amputar la pierna derecha por la gravedad de las lesiones que sufrió este fin de semana en la zona conurbada del puerto de Acapulco.

Familiares de la víctima identificada como Mario Diaz Pineda “Peluche”, estudiante de primer año de preparatoria, jugador de un equipo amateur de la colonia La Poza y monaguillo de la iglesia local, denunciaron públicamente que el gobierno de Héctor Astudillo Flores se niega a sancionar a los uniformados involucrados en la agresión, así como reparar el daño físico y moral del joven que convalece en un hospital privado porque le fue negada la atención en el sector público de salud.

La agresión se registró la noche del viernes 2, cuando “Peluche” viajaba en compañía de dos de sus primos en un auto compacto en las inmediaciones de la colonia Ciudad Renacimiento y fueron interceptados por los policías estatales que se desplazaban a bordo de la patrulla marcada con el número 506, narró Dalia Diaz, la tía del menor en la red social de Facebook.

Los jóvenes fueron obligados a descender del vehículo y, sin motivo alguno, uno de los policías accionó su rifle AR-15 en contra del estudiante, a quien le provocó una herida en la pierna derecha. Los agentes huyeron, dejando a su suerte al menor.

La tía del estudiante señaló que sus otros dos sobrinos llevaron a "Peluche" al hospital de Ciudad Renacimiento donde los médicos de guardia le negaron la atención por tratarse de una herida de bala y luego, los jóvenes se desplazaron a un hospital privado donde finalmente le fue amputada la pierna al menor para salvarle la vida, indicó la familiar de la víctima.

Al siguiente día, el sábado 3, el gobernador Astudillo condenó la agresión contra el estudiante menor de edad y se comprometió a deslindar responsabilidades a través de la Fiscalía estatal y el órgano interno de la Secretaría de Seguridad Pública estatal (SSP).

“No toleraremos ningún exceso, ni abuso contra la sociedad, sea la corporación que sea”, expresó el mandatario estatal a través de un mensaje difundido en sus redes sociales.

En respuesta, esta mañana, familiares del joven atacado por los policías estatales denunciaron que, hasta el momento, ninguna autoridad estatal se ha acercado para pagar los gastos médicos en la institución privada donde le fue amputada la pierna a la víctima y tampoco han recibido informes sobre la situación jurídica de los uniformados, mucho menos una explicación de por qué no recibió atención médica en el nosocomio público.

Ante las acusaciones de los familiares del joven victimado, el gobierno del estado se ha limitado a guardar silencio y el caso de abuso policial en contra de población civil, sigue impune.

Más de

Comentarios