Guerrero

Los hijos de Héctor Astudillo, René Juárez y Manuel Añorve ostentarán cargos en Guerrero

Ricardo Astudillo Calvo, será diputado local, y René Juárez Albarrán y Manuel Añorve Aguayo regidores del ayuntamiento de Acapulco. Sin embargo, de los siete distritos locales que conforman el puerto, la alianza PRI-PRD-PAN solo ganó en la demarcación del hijo de Astudillo, el resto son de Morena.
domingo, 13 de junio de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- El gobernador Héctor Astudillo Flores, así como el diputado federal priista, René Juárez Cisneros y el senador del tricolor, Manuel Añorve Baños colocaron a sus hijos Ricardo Astudillo Calvo, René Juárez Albarrán y Manuel Añorve Aguayo como diputado local y regidores del ayuntamiento de Acapulco, respectivamente, según se desprende de informes del Instituto Electoral y Participación Ciudadana (IEPC).

De esta forma, el mandatario y los dos legisladores priistas se enfocaron en heredar a sus hijos cargos de elección popular en el puerto de Acapulco, mientras el candidato a gobernador por la alianza PRI-PRD-PAN, Mario Moreno Arcos y el aspirante a la alcaldía porteña por la misma coalición, Ricardo Taja Ramírez perdieron la elección registrada el pasado domingo 6 de junio que favoreció a Morena.

Este hecho exhibió “un voto cruzado” en Acapulco, lugar donde se concentra la mayor cantidad de votantes en la entidad, para favorecer a las candidatas de Morena a la gubernatura y la alcaldía porteña, Evelyn Salgado Pineda y Abelina López Rodríguez, así como a los hijos de los actuales caciques del PRI en el principal destino turístico de Guerrero, señalaron militantes del tricolor.

De los siete regidores del PRI que conforman el nuevo ayuntamiento de Acapulco para el periodo 2021-2024, René Juárez Albarrán y Manuel Añorve Aguayo ocupan la posición 1 y 3 del listadlo oficial difundido ayer por el IEPC.

René Juárez Albarrán y Manuel Añorve Aguayo se venían desempeñando en la administración de Astudillo, el primero como representante del gobierno de Guerrero en la Ciudad de México y el segundo como subsecretario de Desarrollo Social.

En tanto que el hijo del gobernador Astudillo, quien ha sido señalado públicamente de realizar negocios al amparo del poder, recibió esta semana su constancia de mayoría que lo acredita como diputado local electo por el distrito 7 del puerto de Acapulco.

Incluso, de los siete distritos locales que conforman el puerto de Acapulco, la alianza PRI-PRD-PAN solo ganó en la demarcación del hijo de Astudillo y los seis restantes, se los adjudicó Morena, así como la alcaldía y la mayoría de votos para la gubernatura.

En diciembre pasado, la agencia de Proceso informó que el gobernador Héctor Astudillo Flores había acaparado la mayoría de lugares en la lista de 14 candidatos a diputados locales del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la entidad, e impuso a su hijo Ricardo Astudillo Calvo en un distrito de Acapulco, así como a alcaldes vinculados con el narco.

El reparto de las candidaturas entre priistas benefició al grupo del mandatario estatal, quien colocó nueve aspirantes, mientras que los exgobernadores Rubén Figueroa Alcocer y René Juárez Cisneros se quedaron con dos posiciones, respectivamente, y el senador Manuel Añorve Baños puso a una persona, de acuerdo con el listado oficial que se dio a conocer públicamente.

Después, en marzo pasado se documentó que los dos principales impulsores de la candidatura de Mario Moreno Arcos al gobierno de Guerrero por la alianza PRI-PRD eran los exmandatarios Ángel Aguirre Rivero y René Juárez Cisneros. Al primero se le vincula con el caso de la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa y al segundo con el empresario textilero libanés Kamel Nacif Borge.

El perfil público de ambos exgobernadores, así como los señalamientos contra Moreno Arcos por sus presuntos nexos con el narco, advirtieron un proceso electoral complicado en una de las entidades del país donde los niveles de marginación y pobreza contrastan con la opulencia de su clase política y los altos niveles de criminalidad y corrupción institucional.

Comentarios