Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano

Conflictos en el pueblo Yaqui pueden revertirse si el Ejecutivo escucha a las partes: Cárdenas

Dijo que se hace indispensable “cancelar el acueducto Independencia” que fue construido pasando por encima de disposiciones judiciales y consecuentemente se ha puesto en operación al margen de la ley.
martes, 28 de septiembre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano pidió justicia por el asesinato de Tomás Rojo y Luis Urbano, luchadores por los derechos de los pueblos yaquis, y exigió que el doble crimen no quede impune.

“Los asesinos, tanto los materiales como los intelectuales, deben recibir las sanciones que manda la ley”, expresó el fundador del Partido de la Revolución Democrática (PRD), durante la ceremonia oficial denominada Plan de Justicia para el Pueblo Yaqui, que esta tarde se realizó en el poblado de Vícam, Sonora.

Y agregó: “Es muy importante que por parte del gobierno de la República se haya decidido poner en marcha el Plan de Justicia para el Pueblo Yaqui, y esto merece sin duda un reconocimiento general y una felicitación particular al presidente de la República”.

Tras destacar que en varios de los pueblos yaquis existen divisiones, el hijo del expresidente Lázaro Cárdenas del Río, expresó:

“Estoy seguro que si el titular del Ejecutivo escuchara de manera directa a las partes en conflicto, con su intervención se encontrarían soluciones a los conflictos existentes, lo que traería paz a los pueblos yaquis y en la región sur del estado, con lo que esta rica zona de tierras fértiles y gente valiente y de trabajo entraría en una nueva etapa de progreso”.

Mencionó que a lo largo del último medio siglo, diferentes administraciones han anunciado planes para revertir los efectos negativos de los agravios contra el pueblo Yaqui, sin resultado alguno.

“Sólo han significado frustración tras frustración, engaño tras engaño para la tribu y para la gente de trabajo de este Valle del Yaqui. Esas experiencias no deben repetirse”, apuntó el tres veces candidato presidencial.

Previamente recordó que en 1940 se decretó el regreso de tierras al pueblo Yaqui, así como el 50% de las aguas que almacena la presa La Angostura, construida sobre el río Bavispe, afluente del río Yaqui.

Las aguas de La Angostura, abundó, descargan en la presa del Oviachic, de donde parte el sistema de riego del valle. 

“Hoy se requiere la modernización tecnológica de todo el sistema de riego, así como la capacitación de los usuarios en la utilización de las técnicas de riego de avanzada, optimizando la utilización del agua y elevando las producciones de este fértil valle”.

Además, dijo, se requieren trabajos para garantizar “la plena eficiencia” del sistema de riego.

Y por ello –subrayó-- se hace indispensable “cancelar el acueducto Independencia” que fue construido pasando por encima de disposiciones judiciales y consecuentemente se ha puesto en operación al margen de la ley. Hoy extrae 30 millones de metros cúbicos de agua de la cuenca del río Yaqui para llevarlas a la cuenca del río Sonora, señaló.

También denunció que, entre las nuevas violaciones a la ley, a ese acueducto se le han instalado tomas clandestinas, por lo que va regando terrenos aledaños a todo lo largo de su desarrollo, y la pretensión de quienes se benefician o pretenden beneficiarse con esas aguas es que llegue a conducir hasta 150 millones de metros cúbicos al concluirse los trabajos, para servir a nuevos desarrollos urbanos en la ciudad de Hermosillo y regar terrenos de la cuenca del río Sonora.

“Una primera muestra de voluntad del gobierno de la República de poner orden y hacer justicia en los usos de las aguas de la cuenca del río Yaqui será entonces cancelar la operación del acueducto Independencia y sancionar a quienes en este caso hayan violado la ley”, lanzó Cárdenas.

De esta forma, apuntó, se evitaría la retención arbitraria de 600 millones de metros cúbicos de aguas de la cuenca del río Yaqui en la presa de El Novillo, que abastece la operación del acueducto Independencia en detrimento de los usuarios del bajo río Yaqui.

Comentarios