Descarta CFE sabotaje en subestación eléctrica

viernes, 10 de septiembre de 2010

MÉXICO, DF, 10 de septiembre (apro).- La Comisión Federal de Electricidad (CFE) descartó hoy que las explosiones registradas en la subestación eléctrica de Coyoacán, que causaron la muerte a dos trabajadores, hayan sido producto de una acción de sabotaje.
Aún así, la Procuraduría General de la República (PGR) investigará lo sucedido, según confirmó el titular de la Procuraduría General de Justicia del DF, Miguel Ángel Mancera.
    El funcionario capitalino expresó que la institución a su cargo únicamente se limitó realizar el levantamiento de los cuerpos de los empleados de la CFE, a los que se les practicó la necropsia de ley.
    Informó que esperan los protocolos de las necropsias correspondientes y se dio parte al área de Criminalística de la PGJDF.
    La tarde del jueves, se produjo una explosión poco antes de las 16:00 horas en la subestación eléctrica ubicada en el cruce de la avenida Universidad y Martín Mendalde, colonia Del Valle.
    El incidente únicamente causó daños materiales, principalmente en un edificio contiguo, donde se rompieron varios vidrios sin que se reportaran personas lesionadas.
    Sin embargo, poco después de las 20:30 horas se produjo una segunda explosión, que provocó la muerte de dos personas que laboraban en el lugar después del primer evento.
    Por separado, el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) atribuyó el colapso eléctrico a “la falta de presupuesto suficiente, la ausencia de mantenimiento preventivo, la impericia técnica de los contratistas de la CFE y la inobservancia de los reglamentos de operación”.
    El SME denunció que el presidente Felipe Calderón; el secretario de Trabajo, Javier Lozano Alarcón, y el director de la CFE, Elías Ayub, “son los responsables absolutos del caos eléctrico que vive la zona central del país”.
    En un comunicado, el SME advirtió que se ha llegado a “un límite verdaderamente peligroso y, al mismo tiempo, intolerable” en la operación de la infraestructura eléctrica en el centro del país.
    “Es urgente que pongamos un alto al gravísimo deterioro eléctrico causado por el gobierno federal y regresemos a la normalidad, con la creación de un nuevo organismo público de energía eléctrica para esta zona”, reclamó el sindicato que encabeza Martín Esparza.