En 2010, el DF fue la tercera entidad con mayor incidencia delictiva

martes, 19 de abril de 2011

MÉXICO, D.F. 19 de abril (apro).- Ajeno a la violencia y el terror de la “guerra” contra el narcotráfico que hace más de cuatro años emprendió el presidente Felipe Calderón, el Distrito Federal mantuvo en 2010 el tercer lugar en incidencia delictiva entre las 32 entidades del país, por encima de plazas conflictivas como Chihuahua, Durango, Tamaulipas y Nuevo León.
Sin embargo, el comportamiento de la delincuencia registró variaciones el año pasado, de manera que delitos de alto impacto, como el secuestro, tuvieron una notable disminución, mientras que la extorsión y los homicidios crecieron exponencialmente.
    Al realizar una medición de las conductas delictivas en el Distrito Federal durante 2010, la firma RSS y Asociados que dirige Santiago Roel, detectó que algunos delitos disminuyeron en la capital del país, aunque otros más tuvieron un avance.
La metodología utilizada por la consultora consistió en recoger la cantidad de denuncias interpuestas por cada delito entre 2007 y 2009, con lo que obtuvo un promedio histórico de incidencia delictiva, que al contrastarse con los datos de 2010 permitió saber qué delitos aumentaron y cuáles disminuyeron.
    Con los resultados, RSS y Asociados agrupó en el semáforo verde los delitos que se encuentran por debajo de la media histórica, en amarillo los que están por encima de la media y en rojo los que duplican la media, en tanto que aquellos delitos que crecieron más allá del doble se pusieron en guinda.
El año pasado, el Distrito Federal no presentó un solo delito en guinda, pero mantuvo en rojo la incidencia delictiva, tomando en cuenta que el robo a casa-habitación aumentó 7% frente a 2009 y 29% respecto del promedio histórico; el robo a negocio se incrementó 2% y 9%, respectivamente; lesiones creció 7% y 20%; los homicidios aumentaron 9% y 15%, en tanto que el delito de extorsión se incrementó 23% comparado con 2009, y 73% respecto de la media histórica.
No obstante, la estadística demuestra que hubo una disminución respecto de los indicadores de 2009 en la comisión de delitos como secuestro (-29% anual), robo de vehículos (-7%), violación (-5%) y robo a persona (-6%).
    Al contrastar las cifras de 2010 con el promedio histórico, los resultados varían, ya que el secuestro disminuyó 45% y 7% el robo de vehículos, mientras que la violación se mantuvo en la media histórica, aunque el robo a persona, si bien disminuyó frente a 2009, aumentó 17% al contrastarlo con el promedio histórico.
    Los datos duros para establecer el “Semáforo del Delito” son obtenidos de los resultados que publica el Sistema Nacional de Seguridad Pública, y se procesan tasando la incidencia por cada 100 mil habitantes, con lo que se puede establecer el comparativo con otras entidades federativas, sin incurrir en márgenes de error por la dimensión poblacional.
    La medición, sin embargo, no considera la llamada “cifra negra”, es decir delitos sufridos y no denunciados, que el Instituto Ciudadano de Estudios Sobre la Inseguridad (ICESI) ha obtenido con base en encuestas.
    Los estados con mayor incidencia delictiva en ese año fueron Baja California y Morelos.  

Comentarios