Piden 'dejar sin efecto” derecho a interrupción del embarazo en Constitución capitalina

martes, 29 de noviembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Representantes de instituciones de derechos humanos y medicina, diputados, senadores y líderes de asociaciones religiosas e iglesias hicieron un llamado urgente para que en la próxima Constitución de la Ciudad de México se preserve el derecho a la vida desde la concepción. Reunidos en la asociación civil Vida para Nacer, llamaron a “dejar sin efectos” la disposición legal que permite la interrupción del embarazo hasta las 12 semanas de gestación, como lo aprobó la Asamblea Legislativa capitalina desde 2007. Mediante un comunicado, solicitaron que en la carta magna que se construye en la Asamblea Constituyente se contemple el compromiso adquirido por México en la Convención Americana sobre Derechos Humanos del 22 de noviembre de 1969. Y es que, advirtieron que actualmente el país se encuentra en una “grave situación al violar de manera sistemática y permanente este Pacto Internacional”. Agregaron: “Toda persona tiene el derecho a que se respete su vida. Este derecho estará protegido por la ley y, en general, a partir del momento de la concepción nadie puede ser privado de la vida arbitrariamente”. No obstante, según dicha asociación, con el decreto publicado en la Gaceta Oficial del Distrito Federal el 26 de abril de 2007,--en el que se reformaron los artículos 144, 145, 146 y 147 del Código Penal local, y los artículos 16 Bis 6 y 16 Bis 8 de la Ley de Salud local para auspiciar y reconocer la interrupción del embarazo— “el Estado mexicano comenzó a violar el Convenio de la Convención Americana sobre Derechos Humanos a 38 años de haberse comprometido a proteger, mediante la ley, la vida humana a partir del momento de la concepción. Hugo Contreras Lamadrid, especialista en derechos humanos, señaló al jefe de gobierno, la Asamblea Legislativa capitalina y la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) como “autoridades públicas transgresoras que han colocado a nuestro país en esta vergonzosa situación violatoria de un Convenio Internacional”. Agregó que dicha “violación es continua además de sistemática”, por los alrededor de 170 mil abortos que se han realizado desde 2007 a la fecha, según cifras oficiales. Yizbelini Gallardo, representante de Vida para Nacer AC, aseguró que “el Gobierno de la Ciudad de México parece sentirse excluido de toda normatividad y protocolo, posiblemente a partir de que la Asamblea Legislativa del Distrito Federal quiso definir el embarazo como la parte del proceso de la reproducción humana que comienza con la implantación del embrión en el endometrio extralimitándose caprichosamente en sus facultades”. Según su versión, la definición científica establece que un embarazo existe “a partir de la unión del óvulo y el espermatozoide, etapa en que se completa el genoma humano, momento a partir del cual existe un ser humano independiente, una persona viva con un ADN propio y completo”. Por ello, los conferencistas llamaron a “enmendar esta transgresión internacional (y) dejar sin efectos las disposiciones que favorecieron la interrupción del embarazo dentro de los primeros tres meses a partir del instante de la concepción, y en su lugar emitir las disposiciones legislativas necesarias”. Entre los convocantes estuvieron la senadora y asambleísta constituyente del PRI Lizbeth Hernández Lecona, el panista Fernando Guzmán Pérez Peláez y el rabino Abraham Paltí, entre otros.

Comentarios