Llaman a la Corte a 'desechar” impugnaciones contra la Constitución de la CDMX

miércoles, 26 de abril de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Académicos, artistas, constituyentes, escritores, dirigentes civiles y sociales y ciudadanos en general llamaron a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) “a no aceptar este atropello a la ciudadanía y desechar los recursos presentados” contra la Constitución Política de la Ciudad de México. En un desplegado publicado en diarios de circulación nacional bajo el título “La vida pública de la Ciudad de México en riesgo”, aseguraron que las impugnaciones son un “intento de freno conservador al avance de los derechos y la democracia en la Ciudad de México” y representan “un freno a cualquier avance en el régimen político del país, lo que anticipa la tónica de intolerancia que privará en los comicios del 2018”. Los firmantes se refirieron a las impugnaciones que en marzo pasado interpusieron en la Corte la Presidencia de la República, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), la Procuraduría General de la República (PGR) y el Tribunal Superior de Justicia capitalino (TSJ) contra la primer carta magna de los capitalinos. En el desplegado, alertaron que el freno que se intenta imponer desde la Presidencia de la República “pone en riesgo la institucionalidad de la vida pública de la Ciudad de México, al generar incertidumbre sobre los procesos de regulación legislativa en marcha, a la vez que pone en duda la credibilidad de organismo que debieran ser autónomo, o por lo menos, independientes de la misma Presidencia”. Tal “intento conservador”, dijeron, se vio desde que fue impuesta –en la Reforma Política aprobada por el Congreso de la Unión-- la restricción de elegir solo a 60% de la Asamblea Constituyente, mientras que el resto –40%-- fueron reservados para “los poderes constituidos”. Y aunque reconocieron que la Constitución aprobada, “si bien no refleja todas las aportaciones democráticas y de garantía de derechos que desde la ciudadanía propusimos, sí es un avance que, entre otros aspectos trata de erradicar la corrupción del poder judicial, establece la revocación de mandato para los funcionarios electos que no cumplan su compromiso con la sociedad que los eligió y aumenta la defensa efectiva de los derechos humanos”. Por ello, en el texto pidieron a “autoridades de la ciudad” y a los directamente involucrados en el proceso constituyente “asumir sin reticencia alguna la defensa de la Constitución”. Además, convocaron a los ciudadanos a “ejercer el legítimo derecho de soberanía” que reconocido en el artículo 41 de la Constitución general del país. Así, sugirieron apoyar la defensa de la carta magna capitalina mediante cartas a la SCJN basados en la figura de derecho internacional Amicus Curiae, así como informando a la sociedad sobre los contenidos de la Constitución y las implicaciones de los recursos interpuestos y difundiendo en la opinión pública internacional las acciones concertadas que atentan contra la democracia y los derechos humanos. Reunión con Aguilar Morales Horas después de la difusión del desplegado, el consejero jurídico y de Servicios Legales del gobierno capitalino, Manuel Granados Covarrubias, informó que el viernes 28 se reunirá con el ministro presidente de la Corte, Luis María Aguilar Morales, para tratar la defensa de la Constitución capitalina. En un comunicado, detalló que el encuentro será un primer acercamiento en el que planteará la necesidad de hacer un cronograma para que los más de 60 delegados designados por el gobierno capitalino expongan sus argumentos en favor del texto. El funcionario adelantó que pedirá a Aguilar Morales que las audiencias sean públicas. Aseveró que ante los ministros de la Corte, los representantes del gobierno de Miguel Ángel Mancera protegerán la ampliación de derechos para los capitalinos. El funcionario reiteró que en el diseño de la Constitución “nunca se tomaron decisiones fuera de lugar” ni razonamientos que invadieran a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Granados Covarrubias aclaró que “en tanto no haya veredicto definitivo por parte de la Corte sobre las impugnaciones, no puede modificarse nada”. El pasado martes 18, el jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera informó que solicitaría una audiencia personal con Aguilar Morales, ministro presidente de la SCJN, para argumentar en defensa de la primera Constitución de la Ciudad de México, frente a las impugnaciones presentadas por la Presidencia de la República, la CNDH, la PGR y el TSJ. Hasta ahora ese encuentro no se ha realizado.