Dos menores de edad se quitan la vida en menos de 48 horas en la CDMX

jueves, 12 de septiembre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En menos de 48 horas, dos menores de 8 y de 15 años se quitaron la vida en esta ciudad luego de ser reprendidos y castigados por sus padres. El primero caso ocurrió el pasado 10 de septiembre en la colonia Atlampa de la alcaldía Cuauhtémoc. Molesto porque su abuelo le quitó su teléfono celular para que conviviera más con la familia, Kevin se enojó, se levantó de la mesa y subió a su habitación. A pesar de que la familia escuchó que rompían y aventaban cosas, no le dieron mayor importancia al pensar que se trataba de un simple berrinche del niño. Sin embargo, a las ocho de la noche una hermana del pequeño acudió al cuarto de Kevin para ver cómo estaba. Al abrir la puerta, encontró al menor inconsciente. De inmediato, alertó al resto de la familia, quienes lo trasladaron al hospital, pero fue demasiado tarde. El menor ya no tenía signos vitales. De acuerdo con la Procuraduría General de Justicia de la CDMX (PGJ-CDMX), Kevin se habría colocado una de las agujetas de sus tenis alrededor de su cuello y sujetado el otro extremo a su cama, por lo que en cuestión de dos minutos perdió la vida. Un día después, la PGJ-CDMX inició otra carpeta de investigación por un suceso similar. En este caso la víctima fue un adolescente de 15 años que tenía su domicilio en colonia San Pedro El Chico, alcaldía Gustavo A. Madero. Según el parte oficial, el chico decidió terminar con su vida luego de que su mamá le negó el permiso para ir, solo, a un concierto que se llevaría a cabo el fin de semana. Enfurecido, el joven se encerró en su habitación, descargó su coraje con lo que que encontró en su camino y su madre ya no volvió a saber de él. La mañana de este jueves al entrar a su habitación vio el desorden y al abrir el clóset encontró a su hijo colgado de una corbata. Sin signos vitales ya, el adolescente fue llevado a un hospital, donde los médicos sólo certificaron su muerte.