Contraloría inhabilita 10 años a Julio César Serna por irregularidades en la Ceda

lunes, 23 de septiembre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Julio César Serna Chávez, amigo desde la infancia y uno de los hombres de más confianza del exjefe de gobierno, Miguel Ángel Mancera, fue inhabilitado por 10 años para trabajar en el servicio público, luego de que la Secretaría de la Contraloría General detectó irregularidades durante su administración al frente de la Central de Abastos (Ceda). Dictada la resolución --el pasado 20 de septiembre-- contra el también exjefe de gabinete de Mancera, la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum aclaró que se trata de “un tema de revisión de la Contraloría". Esa dependencia señaló que daría vista a la Procuraduría General de Justicia capitalina por la posible comisión de algún delito. Julio César Serna Chávez fue nombrado coordinador general y administrador de la Ceda en diciembre de 2012, a la llegada de Mancera a la jefatura de gobierno. Cinco años después, en octubre de 2016, dejó el puesto para irse a coordinar el gabinete del ahora senador. Según la resolución de la Secretaría de la Contraloría General, a cargo de Juan José Serrano, las anomalías cometidas por Serna y otros dos servidores públicos del área jurídica --cuyos nombres omitió, pero también fueron inhabilitados 10 años– está relacionada con la asignación de bodegas de los comerciantes. La indagatoria comenzó por una denuncia del área jurídica de la Ceda en la actual administración, dirigida por Héctor García, que detectó que con procedimientos aparentemente ilícitos se rescataban bodegas en desuso y se transferían a otra persona, quien las vendía para evitar el rastreo de su origen. Según la Contraloría, las nuevas asignaciones, que extendían los derechos fiduciarios, fueron firmadas por Julio César Serna, pero no existe registro del ingreso de los recursos pagados por las bodegas. Tras la denuncia, el Órgano Interno de Control de la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco) notificó a los tres imputados. Además, se dará vista a la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México por la posible comisión de algún delito. Al ser cuestionada sobre la inhabilitación del exfuncionario cercano a Mancera, Sheinbaum aclaró que no es un tema político, sino “un tema de revisión de la Contraloría, dependencia que, dijo, “tiene mucho trabajo en este sentido, porque hubo muchas quejas de la administración anterior y hoy están saliendo muchas de estas revisiones, de estas sanciones que se están haciendo". El 8 de septiembre de 2018, en su edición 2184, Proceso publicó el reportaje titulado “Mancera y los hermanos Serna, coleccionistas de propiedades”. En la investigación se asegura que a “Miguel Ángel Mancera y los hermanos Julio César y Luis Ernesto Serna Chávez –sus subalternos cuando estuvo al frente del gobierno capitalino– los une algo más que una añeja y sólida amistad. Desde sus años mozos los tres comparten el gusto por los aviones y las carreras de autos, pero sobre todo por la acumulación de bienes inmuebles. En los últimos lustros el trío adquirió innumerables propiedades, algunas de las cuales no incluyó en su declaración patrimonial”.

Comentarios