Nacional

Mujeres de la CDMX se manifiestan en la Roma contra la represión en Cancún

Al grito de "¡Justicia!" y "¡Alto a la represión!", manifestantes rompieron vidrios e hicieron pintas en la estación Insurgentes del Metrobús y de ahí caminaron hacia la Glorieta de Cibeles.
miércoles, 11 de noviembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Decenas de mujeres encapuchadas, entre ellas, del Bloque Feminista, se manifiestan esta tarde en distintos puntos de la colonia Roma, contra la represión policiaca ocurrida el lunes pasado en Cancún, Quintana Roo, hacia personas que exigían justicia por el feminicidio de Bianca Alexandrina Lorenzana Alvarado, de 20 años.

Al grito de “¡Justicia!” y “¡Alto a la represión!”, alrededor de las dos de la tarde las manifestantes rompieron vidrios e hicieron pintas en la estación Insurgentes de la Línea 1 del Metrobús, lo que provocó la suspensión del servicio y la afectación a los pasajeros.

De ahí, caminaron hacia la Glorieta de Las Cibeles, donde realizaron pintas y tuvieron breves enfrentamientos con policías del Agrupamiento Femenil Ateneas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), quienes montaron un cerco a su alrededor, además de realizar cortes a la circulación en las avenidas Insurgentes y Álvaro Obregón.

Integrantes de la organización civil Marabunta hicieron labor de contención y diálogo entre las mujeres y la policía, además de personal de la Secretaría de Gobierno de la administración capitalina identificadas con chalecos anaranjados.

Al lugar llegó el subsecretario de Gobierno, Arturo Medina, quien encabezó los intentos de diálogo con la promesa de que las mujeres podrían seguir su manifestación si la hacían de manera pacífica.

Tras una hora de estancia en ese lugar, las mujeres caminaron hacia la calle Tonalá y Álvaro Obregón, donde se ubica la representación del estado de Quintana Roo en la CDMX, para continuar sus reclamos. La sede estaba protegida por largas vallas metálicas colocadas desde la noche del martes. Unas 70 mujeres policías volvieron a encapsularas aunque dejando suficiente espacio para que las jóvenes continúen su protesta. En el operativo participaron también 520 policías hombres del agrupamiento de proximidad.

Hasta el momento no se registran personas heridas ni detenidas.