Cero tolerancia con Hussein y su parlamento, amenaza Bush

martes, 12 de noviembre de 2002
Washington - Estados Unidos ridiculizó la decisión unánime del Parlamento de Irak que rechazó la legitimidad de la resolución 1441 que aprobó el 8 de noviembre el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) "Se acabó, el país está comprometido a hacer más pacífico el mundo y desarmar a Saddam Hussein, tan simple como eso, hay una política de cero tolerancia Hubo un periodo de 11 años en los que este tipo trató de burlarse del mundo y ya estamos cansados de eso", declaró Bush Más allá de la decisión unánime del parlamento iraquí, Hussein tiene hasta el viernes 15 de noviembre para aceptar o rechazar el mandato de la ONU, y tiene hasta el 8 de diciembre para entregarle a los inspectores de armas del organismo toda la información referente a sus supuestos programas de desarrollo de armas químicas, biológicas y nucleares Los parlamentarios iraquíes calificaron la resolución 1441 como "intervensionista" y la consideraron como una violación a la soberanía y derechos humanos de Irak Sin embargo, países árabes como Siria, Jordania, Arabia Saudita y Egipto, aseguran que Hussein acepta el mandato de la ONU, el 18 de noviembre podrían estar de regreso en Bagdad los inspectores de armas que dirige Hans Blix "Se acabó, ya no hay negociaciones, no hay más tiempo, el hombre se tiene que desarmar, él dijo que se desarmaría y debe hacerlo", insistió Bush El desafío del Parlamento de Irak, dependiente de los designios de Hussein, logró que aumentara la tensión con Washington y el sonar de los tambores de guerra ya se percibe también en el sentir de la propia sociedad estadunidense Mientras, las tropas estadunidenses se preparan para enfrentar lo irremediable, y alistan el ataque a Irak instalando bases militares y cuarteles de operación en Turquía y los Emiratos Árabes, han enviado tropas terrestres para cumplir con la misión que ha definido Bush: acabar con Hussein y sus supuestos programas armamentistas La ultima encuesta de la televisora CNN y el diario USA Today, reportó que el 59 por ciento de la población estadunidense apoya el uso de las tropas terrestres para invadir a Irak Este es un punto sensible en cada conflicto bélico de Estados Unidos, porque esta operación del Pentágono es la que regularmente sufre las peores bajas, y cuando llegan a la Unión Americana las bolsas negras de plástico con los cuerpos de sus soldados, los estadunidenses empiezan a recobrar el sentimiento antibélico "No hay prueba, este hombre se tiene que desarmar, tiene que haber una determinación de sus administración para hacerloel Parlamento de Irak no es mas que una marioneta para Saddam Hussein, no hay democracia, este tipo es un dictador", agregó Bush En la Casa Blanca, Scott McClellan, uno de los voceros presidenciales, contradijo a Bush al señalar que el plazo del 15 de noviembre es "la gran primera prueba importante para Hussein", aunque fue un poco más allá de los calificativos de Bush sobre la labor de los parlamentarios iraquíes, al considerar sus deliberaciones como "puro teatro" En este ambiente de incertidumbre y tiempos de guerra, Irak también podría estar preparándose para enfrentar a las tropas y tecnología bélica de Estados Unidos que lo derrotaron en 1991 De acuerdo con una nota de primera plana del diario The New York Times, Hussein estaría tratando de comprarle a Turquía un antídoto para contrarrestar los efectos del gas nervioso que usarían sus soldados para rechazar a las tropas invasoras McClellan no quiso hacer comentarios sobre esto, ni acerca de que Washington está presionando al gobierno turco para que no venda nada a Hussein Son pocos los analistas políticos optimistas respecto a la posibilidad de evitar un nuevo conflicto entre Estados Unidos e Irak La mayoría considera que si Hussein rechaza el mandato de la ONU, la nueva guerra podría estar comenzando a más tardar en dos meses

Comentarios