Rechaza PRD propuesta de Fox de elevar el impuesto al gas y al agua embotellada

viernes, 6 de diciembre de 2002
México, D F- La bancada del Partido de la Revolución Democrática (PRD) rechazó la propuesta del Gobierno Federal respecto del incremento a los impuestos de gas natural y LP, toda vez que implicaría un incremento en el costo de transporte, así como en el gasto doméstico De igual modo, descartó el incremento de 20 por ciento al agua embotellada y bebidas, lo que, indicaron, afectaría a los sectores rurales en zonas desérticas y en zonas conurbadas marginadas De acuerdo con Miroslava García, diputada por el PRD, el incremento al impuesto de ambos combustibles que representan 80 por ciento de alza en cuanto al gas LP, y 88 por ciento en el gas natural, no significaría una entrada sustancial en los ingresos federales En cambio, dijo, serían un gran golpe para las clases más desprotegidas Agregó que el incremento en el costo del transporte oscilaría entre cuatro y ocho por ciento, en comparación con los dos o cuatro pesos que se pagan actualmente Ello redundaría en 60 por ciento de las familias mexicanas en las cuales se destina 15 por ciento de sus ingresos al gasto de transporte Por otro lado, recordó, un gran porcentaje de la población gana menos de 2 salarios mínimos Por otro lado, reiteró la queja de que en varias ocasiones ha manifestado su partido en cuanto al poco apoyo que el gobierno federal otorga a las compañías gaseras A su vez, el diputado por el PRD, Alfredo Hernández Raigosa destacó que en la ciudad de México circulan aproximadamente 23 mil vehículos del servicio público, de los cuales 17 mil utilizan el gas LP, 860 gas natural y el resto Magna y Premium En este sentido, dijo, no es posible que mientras el gasto de producción del gas LP es de 50 centavos, las empresas lo venden a 329 pesos por litro como combustible para autos, y en 609 pesos para el consumo doméstico Los legisladores perredistas también se manifestaron en contra de la propuesta de gravar con 20 por ciento al agua potable embotellada, refrescos, jugos y néctares, pues ello afectaría a las comunidades rurales semidesérticas y desérticas, así como a la población marginada de las grandes urbes Su apuesta, insistieron, es combatir la evasión fiscal y cobrar las deudas bancarias, las cuales calculan que ascienden a 16 mil millones de pesos 06/12/02

Comentarios

Otras Noticias