Perdió el PRI la posibilidad de democratizarse: Bravo Mena

martes, 26 de febrero de 2002
Ciudad Victoria, Tamps - La cerrada elección priista del 24 de febrero pasado no fue más que un "duelo de acarreos" y no el evento democratizador que el PRI necesitaba, consideró el presidente nacional del PAN, Luis Felipe Bravo Mena Debido a las prácticas fraudulentas registradas ese día, dijo, su partido está "tomando nota" con miras a las elecciones del 2003 Ante la amenaza de ruptura que vive el Revolucionario Institucional, luego que tanto Beatriz Paredes como Roberto Madrazo se proclamaron ganadores, Bravo Mena apuntó que esta crisis interna del PRI es el resultado de haber "institucionalizado" el acarreo para los comicios del domingo Es para escandalizar a cualquiera, comentó De gira proselitista por Tamaulipas en busca de su reelección como presidente del PAN, el panista dijo que el PRI perdió la oportunidad de democratizarse "Fue un duelo de acarreos", expresó "La gran oportunidad que tenía de iniciar una democratización real de sus procedimientos, finalmente ha recaído en una metodología que, verdaderamente, en cualquier parte del mundo que tenga cultura democrática es para escandalizar a cualquiera; el acarreo de votantes es de origen una violación a la libertad de quien vota, por lo tanto eso se puede llamar de cualquier forma, menos democrático "No hay democracia en donde se viola la voluntad de quien va a elegir y allí es donde comienza el problema del PRI, porque sus procedimientos no son de origen democrático y se enreda por completo", agregó Dijo que después de lo observado durante la jornada de este domingo, su partido se ha mantenido alerta y ha estado "tomando nota" para prevenir los escenarios que podrían presentarse en las elecciones federales del 2003 En rueda de prensa, Bravo Mena dijo que si ya de por sí en los últimos meses el diálogo con el PRI había sido "sumamente difícil por el desgarramiento" que vivía al interior, ahora, con la nueva crisis generada por el relevo de dirigencia, es de esperarse que la interlocución con dicho partido sea mucho más complicada "Cualquier acuerdo que se tomaba con sus dirigentes, a la vuelta de la esquina lo deshacían sus representantes; así no puede caminar un país en un sistema democrático", expresó El líder panista se refirió así al difícil escenario que su partido tuvo ante sí en temas como la reforma fiscal y la ley indígena, entre otros Durante el año pasado fue frecuente que mientras algunos priistas accedían a algunos acuerdos con el PAN, otros declaraban públicamente en contra de los mismos acuerdos Las contradicciones y desmentidos entre un priista y otro eran usuales En la situación que ha quedado el Revolucionario Institucional, en la que existen acusaciones mutuas de irregularidades y no hay un triunfo claro para uno de los contrincantes, indicó, existe el riesgo para la democracia mexicana de que "cualquiera que sea la solución al problema, ésta no contribuya a la interlocución seria, constructiva, con las fuerzas políticas del país "El proceso para definir el liderazgo está convertido en un problema, que nosotros hacemos votos porque lo resuelvan bien y pronto, porque en una democracia se requieren partidos serios con los que podamos trabajar por el bien del país", declaró Bravo Mena Asimismo, manifestó que el PRI tiene una representación importante en el país, tanto en las Cámaras como en la sociedad, los gobiernos estatales y municipales, por lo que es importante para el Gobierno federal y para el PAN que exista una representación "seria y consolidada" con la que se pueda establecer una interlocución "Nuestro partido está en la mejor disposición de establecer una interlocución seria con cualquiera que sea el dirigente y resulte de un procedimiento como el que hayan tenido ellos", expresó Interrogado respecto del proceso de elección interna del PAN, próximo a realizarse, dijo que en este caso no existe riesgo de ruptura o crisis generada por fricciones entre Carlos Medina Plascencia y él, los dos aspirantes a dirigir el PAN Bravo Mena aspira a la reelección Aseguró que el método de elección por delegados que realiza el PAN "sigue siendo válido" y que le ha permitido a su partido "estabilidad, seriedad, seguridad en la conducción del partido, y pasa la prueba más exigente de democracia representativa en cualquier parte del mundo" 25/02/02

Comentarios