Demandan diputados reglamentar marchas en el DF; el PRD se opone

miércoles, 6 de marzo de 2002
México, DF - Luego del caos vehicular que se registró este martes en las calles de la ciudad de México, debido a varias marchas, diputados locales consideraron necesario reabrir el debate sobre la reglamentación para esta clase de eventos, de tal manera que al mismo tiempo que se garantice el derecho a la manifestación, se evite afectar a los habitantes de la ciudad En entrevistas por separado, los diputados del PVEM, Alejandro Abundis, y de Convergencia por la Democracia, Cuahtémoc Velasco, se pronunciaron porque exista una reglamentación clara en torno a las marchas que continuamente se realizan en la capital Tal postura fue rechazada por el perredista Alejandro Sánchez Camacho, quien dijo que reglamentar las marchas es limitar los derechos de los manifestantes Recordó que cuando hay un grupo que se manifiesta, es porque hay un reclamo social que no ha sido atendido Y es que el martes tuvieron lugar varias manifestaciones: de electricistas, de campesinos de San Salvador Atenco, de trabajadores de la UNAM y del Frente Popular Revolucionario Ello, aunado al hecho de que el agrupamiento de motopatrulleros está acuartelado desde el lunes Abundis apuntó que su partido propuso desde el 2000 promulgar una ley para solucionar el problema que desde hace años aqueja a la capital Sin embargo, debido al exceso de trabajo, el tema aún no ha sido desahogado, dijo Pero acotó que aunque no haya una ley que ponga límites a la realización de marchas, el jefe de gobierno, Andrés Manuel López Obrador, debería hacer valer su autoridad para controlar el fenómeno Recalcó que los derechos de los automovilistas, que necesitan transitar libremente por las calles, son tan válidos como los de los marchistas, que quieren hacer públicas sus demandas Propuso que una posible solución al problema sería que las marchas se realizaran por vías secundarias o por las aceras Velasco, de Convergencia, anotó que el derecho a la manifestación no puede derivar en afectaciones a los derechos de otras personas Mucha gente, señaló, pierde compromisos escolares y de trabajo debido al caos que provocan los marchistas Incluso hay quien se pone en riesgo de perder la vida cuando las ambulancias con un herido a bordo no pueden avanzar La única solución es conciliar los intereses de marchistas y ciudadanos, señaló el legislador, aunque esto no será nada fácil Sin embargo, Sánchez Camacho rechazó la posibilidad de abordar el tema de la reglamentación de las marchas en la Asamblea Legislativa Para el PRD este tema está "superado", según dijo06/03/02