"Madrugete" de PHR al avalar la versión de la PGR en el caso Vélez: Loewe

jueves, 23 de mayo de 2002
México, DF - La organización Physicians for Human Rights (PHR) perpetró un "madruguete" al avalar de forma precipitada la versión de la Procuraduría General de la República en el sentido de que el cadáver de Guillemo Vélez no presentaba huellas de tortura, acusó el médico Ricardo Loewe, miembro de Acción de los Cristianos para la Abolición de la Tortura (ACAT) Loewe fue uno de los peritos que este martes participó en la exhumación del cadáver de Vélez, muerto a manos de agentes federales el 29 de marzo pasado, junto con Robert Bux, perito de PHR, quien, apenas hora y media después de analizar el cuerpo exhumado, convocó a rueda de prensa para afirmar que no se encontró "evidencia de tortura" en el cuerpo del presunto secuestrador La organización a la que pertenece Bux, prestigiada a nivel internacional, ha sido uno de los puntales con que la PGR ha buscado sostener que si bien Vélez murió a manos del comandante Hugo Armando Arellano, su muerte se debió al sometimiento ejercido para que no escapara, pero que no se le aplicó tortura Bux, desde su postura de experto, pero sin aval oficial para ello, hizo declaraciones el martes pasado para dejar en claro que "todos los peritos" presentes en el estudio posterior a la exhumación coincidieron en que no había lesiones en el pene de la víctima ni fracturas en el cuerpo Sin embargo, para Loewe tales declaraciones no fueron más que un madruguete instigado por la PGR y en las que PHR se desprestigia por completo Agregó que de acuerdo con la ley mexicana, y aunque no existan lesiones en los genitales, Vélez murió por tortura, pues murió a causa de las medidas aplicadas para someterlo cuando intentaba escapar Se trató, dijo, de "un acto coercitivo de la autoridad para no dejarlo escapar, cuando no había orden de aprehensión en su contra" La sola falta de dicha orden, precisó Loewe, convierte la muerte de Vélez en una ejecución extrajudicial en la que todos los participantes, con Muro Arellano a la cabeza, son responsables Vélez fue acusado de liderar una banda de secuestradores y por ello, informó en marzo la PGR, había sido llevado a declarar Esta detención culminó en la muerte del joven Fue tortura la "llave china" que se aplicó a Vélez, dijo enfático Loewe Esta medida, recordó, provocó la fractura de la tráquea y su rápida muerte por asfixia Finalmente, informó que este jueves se darán a conocer los resultados a que llegaron los peritos que trabajan de parte de la familia del hoy occiso En estas conclusiones se confirmará la postura de que sí existió tortura22/05/02

Comentarios