Atribuye Álvarez Icaza la inseguridad al modelo económico

domingo, 28 de septiembre de 2003
México, D F, 26 de septiembre (apro)- “Frente a los problemas de seguridad que registra la capital de la República, primero se tendrá que poner sobre la mesa el tema del fallido modelo económico que nos vendieron hace 20 años”, afirmó Emilio Álvarez Icaza, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal “Creo que es muy importante poner ese tema sobre la mesa porque el asunto de la seguridad no se va a resolver con más policías Hay una parte sustantiva que es de conflictividad social, que es de pobreza, que es de relación entre todos los que vivimos en esta ciudad”, dijo Entrevistado al término de la inauguración del seminario “Seguridad Pública y Derechos Humanos: Perspectivas Internacionales, Lecciones para México”, recordó que hace 20 años nos vendieron un modelo que ha dado evidentes luces de que “no funciona” “Tenemos más pobreza, tenemos distintos conflictos sociales Hay zonas de la ciudad donde no se puede entrar por la autoridad; distintas zonas al Oriente, Iztapalapa, otras zonas en Miguel Hidalgo, Álvaro Obregón, Tepito, que son parte de la conflictividad social”, expresó “Por esa y muchas otras razones –agregó--, creo que necesariamente tenemos que abordar esa problemática para hablar del asunto de la seguridad, porque de lo contrario se puede dar esta falsa solución, es a veces medio esquizofrénico No necesariamente la relación entre la ciudadanía y la policía es de confianza; es más, yo diría a veces de reserva y temor, pero cuando se le pregunta a la gente qué quiere para resolver el problema dice: más policía Y esa fórmula no acaba de resolver el problema” Aseguró que si la gente tiene trabajo, si hay buenas condiciones de vida, si hay facilidad para llegar al trabajo, si hay buenos espacios, la conflictividad social va a descender enormemente Aunque renuente a propugnar por cambiar el modelo económico, el titular de CDHDF hizo énfasis en la necesidad de abordar la problemática de modelo económico y sus consecuencias y también los asuntos de cómo relacionarnos con la autoridad, de manera particular con la policía, de manera que no sólo es un asunto de policías: “Creo que sí tenemos que revisar nuestro modelo”, dijo Precisó que el sentido del seminario, es poner sobre la mesa otros conceptos que se han utilizado en Estados Unidos, en ciudades como San Diego, en algunas partes de California, en Colombia, en Argentina, en Chile, que es el concepto de seguridad ciudadana De manera que la ciudadanía tenga una participación activa; eso significa que la ciudadanía recupere los espacios públicos, que no se les ceda los espacios públicos a la delincuencia, a la inseguridad “Hoy yo creo que muchas familias viven con miedo, el gran desafío es cómo revertimos ese temor Hay muchas madres que tienen miedo de mandar a sus hijos a los parques, o hay muchos padres que tienen miedo cuando sus hijos regresan de la escuela El tema sustantivo es cómo reducimos ese temor, y eso no sólo requiere acciones inteligentes, eficaces, y dentro de la legalidad, por parte de la autoridad, sino que la ciudadanía participe corresponsablemente, porque no es solamente un tema de la autoridad”, dijo Por eso, enfatizó, que el tema del consumo de alcohol es un problema social, también puede ser enfocado desde un problema de salud pública Las consecuencias por los accidentes de alcohol son lamentables, son una cosa que nos duele, que nos indigna y creo que necesariamente la autoridad tiene que hacer este tipo de acciones “Lo que nos parece sustantivo es que sean dentro del marco de la ley La Comisión no se opone a que la autoridad haga acciones, al contrario las tiene que hacer Esperamos eso, pero un problema que existe es el carácter aleatorio de las revisiones No es tan fácil, y por eso decimos desde una lógica de corresponsabilidad, la ciudadanía tiene mucho que hacer Si la autoridad, y muy bien hecho, llama a la legalidad, llama al cumplimiento de la ley, tiene que poner el ejemplo máximo, respetando la ley”, precisó

Comentarios