Alerta la IP sobre eventual crisis política en Tlaxcala

viernes, 23 de julio de 2004
* Inestabilidad por la “pareja en el gobierno”, señala Humberto Alba Lagunas Tlaxcala, Tlax , 22 de julio (apro)- El sector privado responsabilizó al gobernador Alfonso Sánchez Anaya de generar una crisis política en la entidad, por la candidatura de su esposa María del Carmen Ramírez, para sucederlo en el cargo, hecho que podría ahuyentar la inversión productiva Humberto Alba Lagunas, representante de la iniciativa privada ante el Consejo de Desarrollo Económico, aseguró que los empresarios locales están preocupados por la inestabilidad política que está generando el mandatario local, de ahí que le exigió prudencia pero sobre todo responsabilidad “La postura que nosotros esperamos del gobernador es de respeto y de absoluto compromiso para la responsabilidad a la que se comprometió, pues el clima político se ha enrarecido de una manera muy lamentable con la situación de que sea su esposa la candidata del PRD a la gubernatura” El exdirigente de la Coparmex dijo que el ambiente enrarecido no facilita el desarrollo económico, “y a nosotros lo que nos interesa de manera fundamental es que el estado siga avanzando sin importar los tiempos políticos presentes “A nosotros nos deja un sentimiento de preocupación el hecho de que Tlaxcala en los últimos días ha sido la nota, pero la crítica no ayuda a generar el clima de confianza, de transparencia y de tranquilidad que requieren los inversionistas para seguir apostándole al estado, y esto es algo que debe considerar con mucha seriedad el gobernador” Alba Lagunas se abstuvo de opinar sobre la postulación de María del Carmen Ramírez como candidata del PRD a la gubernatura, pues “lo que nos interesa es que las instituciones funcionen, pero lamentablemente aquí no están funcionando de manera adecuada por la presión política derivada de la pareja en el gobierno” Dijo que la atención del gobernador Sánchez Anaya está puesta en cómo salir airoso de esta polémica en la que se metió, mientras los asuntos importantes del estado están pasando a segundo término

Comentarios