Escepticismo de Rosario Ibarra tras captura de extorturador

sábado, 31 de diciembre de 2005
Niega Solana responsabilidad en la desaparición de Jesús Piedra México, D F, 30 de diciembre (apro)- El exdirector de la Policía Judicial de Nuevo León, Carlos G Solana Macías, se acogió al beneficio del artículo 20 constitucional, y se negó a rendir su declaración preparatoria, por su presunta responsabilidad en el secuestro y desaparición de Jesús Piedra Ibarra, en 1975 Sobre la detención, Rosario Ibarra, madre del desaparecido exmiembro de la Liga Comunista 23 de Septiembre, se manifestó escéptica y con pocas esperanzas de que Solana Macías, sea encarcelado y enjuiciado por su presunta responsabilidad Luego de ser trasladado a la ciudad de Monterrey, Nuevo León para recluirlo en el penal de Topo Chico, donde pasó la noche del jueves, Solana Macías negó tener responsabilidad en los hechos que le imputa la Fiscalía Especial para Movimientos Sociales y Políticos del pasado (Femospp) A su llegada a la capital regiomontana ?a las 22:30 horas del jueves, custodiado por ocho agentes de la AFI--, el exjefe policial negó cualquier responsabilidad en la desaparición de Piedra Ibarra Admitió que recibió una orden de aprehensión que "nunca" tuvo oportunidad de cumplir Hoy, durante la diligencia ante el Juzgado Cuarto de Distrito en Materia Penal, Solana Macías se negó a responder a las 20 preguntas que le formuló la Fiscalía, las cuales fueron consignadas dentro del expediente Los Acapulcos Por su parte, Rosario Ibarra de Piedra, dirigente del Comité Eureka, admitió que tiene pocas esperanzas de que el exjefe policial de Nuevo León, reciba el peso de la justicia En entrevista radiofónica, Rosario Ibarra recordó al noticiario Monitor, de la Ciudad de México que Solana Macías se ufanaba de recibir órdenes directas de Mario Moya Palencia, secretario de Gobernación durante el gobierno de Luis Echeverría Solana estaba al mando de un grupo de policías conocido como Los Acapulcos porque eran originarios de Guerrero y están involucrados en la desaparición de, al menos, otra persona, aseguró la madre de Jesús Piedra Ibarra, integrante del movimiento de guerrilla urbana Liga 23 de Septiembre que fue detenido en 1975 en Monterrey y desde entonces se encuentra en calidad de desaparecido De acuerdo con varios testigos, agregó Rosario Ibarra, se lo llevaron al Campo Militar Número Uno, en la Ciudad de México, y de allí lo trasladaron a un sitio conocido como La Joya, ubicado entre Durango y Chihuahua Ibarra expresó su desconfianza en la suerte judicial del acusado, pues como los otros involucrados, dijo, podría ser beneficiado gracias a la reforma penal que permite a los mayores de 70 años enfrentar en su domicilio un proceso judicial o incluso la sentencia El caso de Jesús Piedra Ibarra es el único en el que la Femospp ha tenido un relativo éxito, pues logró que en octubre de 2003 la Suprema Corte de Justicia de la Nación resolviera que la desaparición es un delito continuado hasta que la persona aparezca viva o muerta La fiscalía logró también que el juez cuarto de Distrito de Nuevo León, José Manuel de la Fuente, dentro de la causa 104/2004 ordenara la detención de Solana, el exagente de la misma corporación Juventino Romero Cisneros, bajo los cargos de privación ilegal de la libertad, en su modalidad de plagio o secuestro También se libraron órdenes de aprehensión en contra de los exdirectores de la Federal de Seguridad, Miguel Nazar Haro, y el excapitán del Ejército Luis de la Barreda Moreno, pero ambos se fugaron Nazar Haro fue detenido y pasó algunos meses de 2004 en Topo Chico, pero a pesar del antecedente de fuga, se benefició de aquella reforma penal Luis de la Barreda, a quien la fiscalía especial le carga otras acusaciones de desaparición, sigue prófugo

Comentarios