Prostituyen el proceso de desafuero, acusa González Schmal

jueves, 31 de marzo de 2005
* El diputado federal por Convergencia arremete contra la Sección Instructora * Como antes a la Corte, ahora se busca llevar al descrédito al Legislativo, denuncia México, D F, 30 de marzo (apro)- Jesús González Schmal, diputado federal por Convergencia, afirmó hoy que la actitud de los miembros de la Sección Instructora de la Cámara de Diputados ha “perturbado y prostituido” el proceso de desafuero contra Andrés Manuel López Obrador, jefe de Gobierno del Distrito Federal (GDF) Dijo: “Es simplemente la negación de la función jurisdiccional de la Cámara de Diputados, que suele identificarse sólo como un órgano legislativo, cuando tiene otra importante función: la jurisdiccional, la que justamente trata el caso de los juicios políticos o el desafuero de los servidores públicos para que éstos sean juzgados por las autoridades competentes” Añadió: “Esa importantísima función está hoy desvirtuada, porque la Instructora no tiene consistencia en su funcionamiento orgánico, ni metodología jurídica, ni persistencia en el conocimiento del derecho, y vive a expensas de políticas volubles… Si realmente fuera jurisdiccional, no tendría ningún problema Bastaría con respetar la norma jurídica y aplicarla al caso concreto En cambio, han estado dándole vuelas e introduciendo criterios extra-jurídicos, que han perturbado y prostituido el proceso” En entrevista con Apro, González Schmal dijo que, “jugar con la función jurisdiccional, es desvirtuar a la Cámara de Diputados y llevarla a un descrédito que, si bien ya lo tenía la Suprema Corte de Justicia de la Nación con los malabarismos que hizo en el caso del Presupuesto de Egresos, no es justo que ahora se traslade a esa Cámara, la cual debió haber sido más seria en este terreno” Además, el legislador lamentó el “tiempo perdido” en el proceso “de un órgano legislativo compuesto por 500 diputados”, cuando “vemos en el ring a dos combatientes: al presidente de la República y al jefe de Gobierno del Distrito Federal, dándose mandarriazos mutuamente” Por ello, añadió, “la Cámara de Diputados debe sustraerse a ese espectáculo y concentrarse en lo rigurosamente jurídico, con lo que no habría problema” A una pregunta, González Schmal cuestionó el hecho de que miembros de la Sección Instructora hayan supuestamente recibido “línea” para emitir su voto, lo que pospuso hasta el viernes el dictamen sobre el desafuero “¡Esto es lo triste del caso!: que como abogados y, por consiguiente, con la obligación de ajustarse rigurosamente a lo que dice la ley, tengan que estar pidiendo opiniones Eso es salirse de la función jurisdiccional y traicionar la confianza que se les ha concedido En esto también asombra la ignorancia de estas personas que, por primera vez, saben que la Cámara de Diputados también juzga, y no son capaces de asumir su función como jueces, con la objetividad que esta función implica” --¿Esto pone en entredicho la actitud de esos diputados? --Por lo menos pone en entredicho su capacidad como juristas y jueces Y, por otro lado, son los desquiciamientos que, desde la Presidencia de la Republica, han arrastrado a la jefatura de GDF Ahora, para acabarla, se lleva entre las espuelas a la Cámara de Diputados Estas disfunciones de la organización del Estado mexicano son muy peligrosas para el futuro, porque ya nadie sabe qué papel tiene de acuerdo con la Constitución Todos actúan discrecionalmente; nadie, pues, ajusta sus actos exclusivamente a lo que marca la ley --Y el país esperando… --Claro Se paraliza la administración pública y se hacen engorrosos todos los trámites administrativos Al ciudadano no se le atiende con eficacia, y todo mundo está prendido de espectáculos que parecen circenses No se ve el funcionamiento de las instituciones nacionales Para eso se hizo la Constitución Venustiano Carranza y los constituyentes generaron un marco jurídico, al que todo acto de autoridad tiene que atenerse, sin consular criterios particulares o intereses políticos coyunturales, sino exclusivamente lo que establece la ley Para el diputado federal, lo “vergonzoso” del caso es que, para llegar a una conclusión”, la Instructora “haya tardado seis meses, cuando era un problema que pudo dilucidarse en 24 o 72 horas, cuando mucho” Dijo: “Si López Obrador no acató efectivamente un ordenamiento judicial, puede ser censurable, pero de acuerdo con el artículo 215 de la Ley de Procedimientos Penales, eso no es un delito, porque no está tipificado como tal, de modo que no puede ser objeto de desafuero” Y al admitir que el desafuero contra el funcionario capitalino es un “asunto político”, González Schmal dijo que “no se debió haber llevado a la arena política una reyerta de vecindad” En su opinión, no va a proceder el desafuero, “porque eso supondría una violencia contra las instituciones de tal magnitud, que evidentemente no beneficiaría a López Obrador ni a Fox Sólo hay un dañado a muerte: el derecho mexicano y su vigencia”

Comentarios