La viuda de Castillo pide a Cárdenas ser generoso y declinar

miércoles, 24 de agosto de 2005
* En la izquierda, quien tiene más simpatizantes es López Obrador, reconoce México, D F, 23 de agosto (apro)- La generosidad que demostró Heberto Castillo para declinar en 1988 por Cuauhtémoc Cárdenas, es un ejemplo a seguir en momentos en que la izquierda tiene posibilidades reales de llegar al poder, consideró Teresa Juárez viuda de Castillo Amiga de Cárdenas desde hace medio siglo, y cercana a Andrés Manuel López Obrador, la viuda del fundador del Partido Mexicano de los Trabajadores (PMT), destacó que lo que diferencia al tabasqueño de los políticos, es "que antes que buscar el poder, va por la transformación del país" Al término de la develación de un obelisco en memoria de Heberto Castillo, en un parque que lleva su nombre en la colonia Agrícola Oriental, Juárez refirió que pese a que es prematuro pronunciarse por Cárdenas o López Obrador para encabezar un frente de izquierda para el 2006, es necesario tomar en cuenta las preferencias de la población, como lo hizo su esposo en 1988 "Si realmente alguno de los dos quiere el bien del país y ve que la mayor parte del pueblo de México se inclina por el otro, creo que la generosidad debe darse como se dio como cuando Heberto declinó ?como candidato presidencial del PMS--, porque Heberto siguió una campaña, y después de la campaña se dio cuenta que la mayor parte de la simpatía estaba por el ingeniero Cárdenas; entonces, a él le pareció que lo que él buscaba no era el poder, sino que se realizara el proyecto de país" Amiga de Cárdenas desde por lo menos 50 años, Juárez viuda de Castillo puntualizó que las ideas de su marido son vigentes, y que ahora, "cuando el país está desmoronándose", la izquierda tiene posibilidades de acceder al poder "A Heberto siempre le gustó sumar y no restar, y siempre trató de coincidir con todos los grupos de izquierda", conducta que ?señaló-- debe ser un ejemplo a seguir Reticente para pronunciarse por alguna de las figuras del PRD que buscan la candidatura presidencial ?"porque me compromete"?, Teresa Juárez aceptó sin embargo que, en estos momentos, "quien tiene una mayor simpatía es el licenciado López Obrador" Destacó que es prematuro hablar de candidatos, porque "ahorita son precampañas, esperemos más adelante a ver quién es el que tiene más aceptación y más simpatía" Acotó que aunque la popularidad es "necesaria" para enfrenar una campaña política, puntualizó que "lo más importante es el proyecto que tenga cada uno de los precandidatos, pero no veo una gran diferencia entre el proyecto de Cuauhtémoc y el de López Obrador; creo que hay más bien coincidencias, y más adelante veremos" Teresa Juárez resaltó la generosidad que tuvo Heberto Castillo en 1988 para declinar por Cárdenas Solórzano, "como una contribución a que se concretara el proyecto de país que tenía", lo que ?insistió-- es un ejemplo a seguir Recordó: "Muchos le preguntaban, ?¿por qué declinó?? Y Heberto decía, ?porque yo quiero transformar el país, yo no quiero ser el presidente, lo que yo quiero es que este país sea más justo y más democrático, donde haya mayores oportunidades para los mexicanos y para los jóvenes? Hay que pensar en el país, cuando el político no va detrás del poder sino va por transformar, eso marca la diferencia" En el acto, que inició una hora más tarde a lo programado a fin de esperar al jefe del GDF, Alejandro Encinas ?quien envió al secretario de Gobierno, Ricardo Ruiz--, se notó la ausencia de la dirigencia nacional del PRD, que fue invitada, en contraste con la presencia del senador panista Diego Fernández de Cevallos, quien resaltó su respeto desde 1968 por Heberto Castillo Invitado por la Fundación Heberto Castillo, Fernández de Cevallos señaló que su asistencia se debía al reconocimiento personal "del gran legado que dejó, y por eso estoy aquí" En la lluviosa mañana, en representación del delegado Armando Quintero ?precandidato a la jefatura de gobierno--, Erasto Ensástiga Santiago, encargado de despacho, recordó su militancia en el PMT, de 1979 a 1985, y apuntó que la aportación de Heberto Castillo a la izquierda mexicana es equiparable a la que dejaron Demetrio Vallejo, Ramón Danzós Palomino y Valentín Campa Heberto Castillo Juárez, hijo del político veracruzano, hizo un recuento de la larga lucha de su padre desde 1968, su encarcelamiento en Lecumberri, su participación al lado de Lázaro Cárdenas del Río en el Movimiento de Liberación Nacional (MLN), así como en la fundación del PMT el 8 de septiembre de 1974, al lado de Demetrio Vallejo y Juan Villoro De su padre, que fue diputado federal por el PMT en 1985, fundador del PRD, partido por el que fue senador en 1994, recordó que antes que ser líder de izquierda, Castillo Martínez "era un humanista que encabezó el primer proyecto de nación que sumaba a todas las izquierdas en el 1988, como candidato del PMS, y que declinó a favor de la unidad de la izquierda y de una opción verdadera que llegara a la Presidencia" El secretario de gobierno capitalino, Ricardo Ruiz, recordó también su pasado por el PMT, y el respaldo que como militante del PMS le dio a Castillo para buscar la Presidencia en 1988, tiempo en que gente como él le reclamó su declinación "Habíamos quienes le decíamos que era él quien representaba el proyecto de izquierda, y Heberto nos dijo: ?Jóvenes, la izquierda tiene que unirse, hay que oír a este país, la izquierda dividida no va a poder hacer nada" Al recordar su última encomienda para la pacificación de Chiapas, Ruiz puntualizó que "Heberto es gente de ideas, de pasión, y no sólo el nombre de un jardín sino un hombre vigente"

Comentarios