Protesta antorchista empaña informe de Cárdenas Batel

miércoles, 15 de febrero de 2006
* El cerco policiaco abarcó diez manzanas del centro de Morelia * Cerrar el paso al crimen, reto principal, admite el gobernador Morelia, Mich , 14 de febrero (apro)- Como ya es costumbre en cada informe de gobierno, el IV de Lázaro Cárdenas Batel se llevó a cabo en medio de protestas de ciudadanos de la sociedad civil y de un impresionante cerco policiaco que abarcó cerca diez manzanas del centro de Morelia Nadie pasaba ese cerco a menos que trajera su "pase" o acreditación Los antorchistas cumplieron su amenaza de manifestarse este día en el marco del informe de gobierno de Cárdenas Batel, en protesta por el incumplimiento a las demandas de esta agrupación que por más de un año mantuvo un plantón en el obelisco a Lázaro Cárdenas, en esta capital Los miembros de esta organización campesina y popular desde temprano comenzaron a congregarse frente al obelisco para tomar camino al Palacio Legislativo Los antorchistas, encabezados por un burro, empezaron a caminar por la avenida Madero rumbo al centro histórico, en medio de consignas y gritos en contra del gobierno y las autoridades, y en demanda de cumplimiento de los acuerdos establecidos en beneficio de varias colonias populares de diferentes municipios del estado Frente al fuerte dispositivo de seguridad, los antorchistas llegaron al centro y siguieron rumbo al Congreso, donde el mandatario rendía su informe Los antorchistas, ante la mirada vigilante de grupos especiales de seguridad, lanzaban consignas contra el gobierno de Lázaro Cárdenas, a una cuadra del recinto Hasta ahí se les permitió el paso Frente al Congreso, algunas personas con pancartas agradecían los apoyos del gobierno y respondían a los "antorchas" Aunque había otras manifestaciones menos beligerantes, como la de unos campesinos que reclamaban la falta de apoyo al cultivo del maíz Dentro del abarrotado recinto parlamentario, se podía apreciar la presencia del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano y de doña Amalia Solórzano viuda de Cárdenas, entre otros Por su parte, el gobernador Cárdenas Batel reconoció que la seguridad pública es uno de los principales retos, no sólo de Michoacán sino del Estado mexicano, y llamó a la sociedad en su conjunto a cerrar el paso al crimen También hizo un reconocimiento al Congreso local, ya que representa un factor de equilibrio democrático, y sostuvo que la relación del Ejecutivo con aquél es respetuosa y constructiva Se refirió más adelante a los 14 conflictos, focos rojos o amarillos, en las regiones indígenas, que supuestamente ya se solucionaron Igualmente abordó los conflictos laborales y sindicales resueltos en el puerto de Lázaro Cárdenas Seguridad pública Cárdenas Batel tocó el tema del asesinato, el 16 de septiembre, de Rogelio Zarazúa Ortega, director de Seguridad Pública, "hombre cabal y servidor público honorable que perdió la vida luchando en contra de la delincuencia" También mencionó la ejecución de Fernando Chávez, alcalde de Buenavista Tomatlán, e hizo un reconocimiento a los policías caídos En otra parte de su discurso, Cárdenas Batel dijo que "garantizar la seguridad pública es el principal reto que debe afrontar el Estado mexicano, y apuntó que cerrar el paso al crimen depende en buena parte de la denuncia y la participación ciudadana, y por ello debe haber una estrategia común con la Procuraduría local, la Secretaría de Seguridad Pública, el Ejército y la Armada de México, así como respaldar a las autoridades municipales en el cumplimiento de su trabajo" Admitió en su informe que los policías de Michoacán recibían los salarios más bajos del país

Comentarios