Aprueban diputados reformas a la Ley Federal de Competencia

miércoles, 26 de abril de 2006
México, D F, 25 de abril (apro)- La Cámara de Diputados aprobó hoy las reformas a la Ley Federal de Competencia Económica, con lo cual se prevé que la comisión federal del ramo tenga mayores atribuciones Con 399 votos a favor y seis abstenciones, los legisladores impulsaron cambios que, en teoría, permitirán una disminución real en los precios de múltiples productos Dentro de los cambios aprobados por los diputados se encuentra la posibilidad de que la Comisión Federal de Competencia (Cofeco) tenga mayor peso en las decisiones de fusión o adquisición de empresas, la atribución para desincorporar activos y un incremento en el monto de las multas que se cobran a las empresas que incurren en prácticas anticompetitivas Juan José Hinojosa, autor de la iniciativa, dijo que con la aprobación de estos cambios se garantiza una disminución de los precios de productos y servicios de productos de los sectores de telecomunicaciones, transporte, energía, y sector financiero Explicó que luego de una ardua negociación con el asesor jurídico de Telmex, Javier Mondragón, se plantearon cambios que fortalecen el Estado de derecho y ofrecen mayor certidumbre jurídica a las operaciones de las empresas Entre los cambios aprobados, detalló Hinojosa, destaca la creación de un artículo transitorio que establece que el presidente de la Comisión Federal de Competencia (CFC) será nombrado presidente-comisionado, el cual permanecerá en su cargo por 10 años, de los cuales cuatro de éstos, fungirá sólo como comisionado para darle continuidad a su labor Los cuatro comisionados serán designados de forma escalonada para no perder el hilo de las resoluciones y decisiones en el pleno de la CFC De acuerdo con la reforma al artículo 36, los expedientes negativos mayores a 10 años de antigüedad serán eliminados de las investigaciones en contra de alguna empresa que hubiera caído en prácticas que no fomentan la sana competencia El próximo miércoles será turnada a la Cámara de Senadores para su ratificación