Solapan en Guanajuato fraude educativo

miércoles, 28 de junio de 2006
Guanajuato, Gto, 27 de junio (apro) - Funcionarios estatales, entre ellos el ahora candidato del PAN a gobernador, Juan Manuel Oliva, promovieron la inscripción y otorgaron contratos de prestación de servicios a una institución educativa de la que egresaron, al menos, 600 alumnos de carreras como derecho, administración de empresas y contabilidad? sin título y sin reconocimiento oficial de sus estudios El pasado martes 13 de junio, en la Agencia III del Ministerio Público del Fuero Común en esta ciudad, alrededor de 90 exalumnos de la institución presentaron a través de su representante legal Luis Felipe Durán, el primer paquete de denuncias por fraude Otros más de ochenta expedientes están por integrarse a la demanda contra Eduardo Trueba Couret (rector y representante) a quien responsabilizan de este delito Egresados de la institución calculan que, en promedio, cada exalumno erogó entre 20 y 22 mil pesos por una carrera que ahora ninguna instancia oficial les quiere reconocer Es decir, el posible fraude alcanzaría a rebasar los 12 millones de pesos Trueba Couret manejó los nombres de tres instituciones diferentes: Universidad Multicultural Internacional; Centro de Estudios Estratégicos e Instituto de Educación Superior del Bajío Los alumnos hacían sus pagos, y les entregaba recibos de una institución distinta, sin registro de causantes El Instituto de Estudios Superiores del Bajío se abrió en Guanajuato en 1999, avalado por la Universidad Multicultural Internacional, que tiene su sede en Tamaulipas, promovida por Eduardo Trueba, inicialmente con el reconocimiento de dicho centro de estudios para abrir aquí las carreras de derecho, contabilidad y administración de empresas Fue ampliamente promocionado entre el personal del gobierno del estado a través de la Dirección General de Personal de la Secretaría de Gobierno, y de su área de Educación Continua, cuando Vicente Fox Quesada era gobernador, y Ramón Martín Huerta, su secretario de Gobierno Incluso, inicialmente se facilitaron instalaciones del gobierno del estado para que los alumnos de la primera generación tomaran sus clases Por algún conflicto posterior, la Universidad Multicultural Internacional revocó el reconocimiento que había otorgado a Trueba Couret, quien, no obstante, nunca informó a los alumnos y siguió inscribiendo a nuevas generaciones, con la promesa de que recibiría apoyo del gobierno estatal para regularizar la situación del Instituto Un grupo de estos exalumnos, en representación de los cientos de trabajadores de gobierno y de la iniciativa privada, han peregrinado durante varios años de manera infructuosa en las oficinas del gobernador Juan Carlos Romero; del secretario de Educación, Víctor Manuel Ramírez Valenzuela; y del propio presidente Vicente Fox Quesada, a quienes les han solicitado que reconozcan los convenios que en diversas etapas ellos o funcionarios subalternos firmaron ?como el exsecretario de Gobierno y ahora candidato a gobernador Juan Manuel Oliva Ramírez--, y los apoyen para que sean validados los estudios que durante 3 o 4 años cursaron Algunos hasta hicieron cursos de titulación y presentaron exámenes de recepción La burla Desde el año 2000 y hasta la fecha, alumnos y exalumnos han intentado todo y por temor a las represalias que pudieran recibir ?se habla de que ya hubo algunos despidos-- pidieron a la agencia Apro omitir sus nombres Sin embargo, antes de presentar formalmente la denuncia penal, en una extensa carta ?una de varias-- que hicieron llegar al presidente Vicente Fox, le recordaron que algunos de los funcionarios de la Secretaría de Gobierno y catedráticos de la Universidad de Guanajuato fungieron como sus profesores Así mismo, que el instituto comenzó a funcionar en instalaciones de la Dirección General de Personal de la Secretaría de Gobierno, y que la promoción de ese centro de estudios se hacía en la Dirección de Educación Continua de esa dependencia, por lo que al recibir información para el ingreso o inscripción a cualquiera de las carreras señaladas, "nunca" dudaron de la "autenticidad o seriedad de la institución educativa?" En el año 2000, Trueba Couret celebró un contrato de prestación de servicios que firmó también el entonces secretario de Gobierno, Antonio Obregón Padilla (Ramón Martín era el gobernador sustituto de Fox), así como Abraham López Plascencia y Erika Ramírez Mendoza, director de Personal y Coordinadora de Educación Continua de esa dependencia Mediante ese contrato, Trueba se comprometía a expedir la documentación escolar y académica de licenciaturas y posgrados para los alumnos que hubieran cumplido con todos los requisitos académicos y los pagos, con título profesional, certificado de estudios y cédula de la SEP Todavía en diciembre del año 2002, ya con Juan Carlos Romero Hicks como gobernador, su secretario de Gobierno, Juan Manuel Oliva, firmó una extensión de ese contrato, para ampliar el plazo a Trueba y su Instituto de Estudios Superiores del Bajío para regularizar la situación de alumnos y exalumnos, a más tardar en un año Se establecía la obligación de no matricular a nuevos alumnos para los siguientes periodos escolares, lo cual no fue cumplido, a pesar de que para ese entonces ya era del conocimiento del gobierno del estado la situación irregular de la institución educativa, y sus diversas modalidades o denominaciones Incluso, días antes de la firma del convenio, mediante un desplegado en medios locales, el secretario de Educación, Víctor Manuel Ramírez Valenzuela, ofreció dar solución y apoyar a los egresados del Instituto para obtener su reconocimiento profesional "Ahora nos sentimos defraudados por parte de las autoridades ante las que hemos acudido, y a las cuales parece que no les importa en lo mínimo los problemas que nos aquejan", expusieron en su carta al presidente Fox en mayo pasado Los exalumnos tuvieron conocimiento ?y lo corroboraron en la SEG-- de que durante la gestión de Ramón Martín Huerta, un grupo muy reducido de sus colaboradores que cursaron estudios también en el Instituto de Estudios Superiores del Bajío o Centro de Estudios Estratégicos o Universidad Multicultural, sí recibieron la certificación oficial Y más recientemente, hace unos pocos meses, la Secretaría de Educación otorgó un reconocimiento de validez oficial a la carrera de administración pública a nombre del Centro de Estudios Estratégicos "Nada más que le pusieron como condición que no reconociera a ninguno de nosotros; nos quieren obligar a irnos a otras escuelas para volver a cursar; o nos están exigiendo los certificados por las becas que nos otorgaron aquí mismo en el gobierno O sea, nos dejan en las mismas, sin una solución, y él sigue operando", denunció uno de los afectados Hasta la Secretaría de Educación Pública llegó un oficio del director general de Profesiones de la Secretaría de Educación de Guanajuato, Ismael López Origel, fechada el 27 de febrero de este año, en la que se reconoce que en la administración pasada cursaron estudios en un instituto supuestamente avalado por la Universidad Multicultural de Tamaulipas "al amparo de un reconocimiento de validez oficial de estudios otorgado por el estado de Tamaulipas, y un convenio suscrito entre una asociación civil denominada Instituto de Estudios Superiores del Bajío y la Secretaría de gobierno del estado, para que los trabajadores de esta última pudieran cursar los estudios de licenciatura en derecho, contaduría y administración" En ese oficio, el funcionario guanajuatense le sugiere al director general de Acreditación, Incorporación y Revalidación de la SEP, Ignacio Villagordoa Mesa, "que en atención al número de alumnos involucrados, una posible solución es someter a los egresados al procedimiento de acreditación de Ceneval, con el apoyo de esa Dirección General, independientemente de las sanciones que por esta situación irregular se desprendan, tratándose de la Universidad Multicultural y la Asociación Civil, y cualquier otra instancia involucrada" A fin de cuentas, mientras procede su denuncia por fraude, los cerca de 200 exalumnos que la promueven esperan que estos mismos funcionarios les digan cómo no echar a la basura, así de fácil, los años que estudiaron y el dinero que pagaron "Ahora ni siquiera podemos aspirar o concursar por un cargo más alto dentro del gobierno porque no tenemos un título Y eso que sí estudiamos", dice otro exalumno