Denuncia el gobierno de Colima la ilegal apertura del cauce del río Marabasco hacia el mar

miércoles, 25 de julio de 2007
Colima, Col , 24 de julio (apro)- El gobierno del estado presentó una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República (PGR) contra quien resulte responsable de la apertura del cauce del río Marabasco hacia el mar, cuya ruta es definitoria dentro del conflicto limítrofe que sostienen Colima y Jalisco El sábado pasado, el presidente municipal de Cihuatlán, Jalisco, Enrique González Gómez, anunció que, debido a la temporada de lluvias, el río había retomado su "cauce natural" y ahora su desembocadura era hacia el Océano Pacífico, en lugar de la laguna de Barra de Navidad Inclusive, dijo que contrató a un notario para que diera fe de la apertura de la boca hacia el mar, y señaló que esa era una prueba importante para que su municipio gane la disputa territorial con Colima El gobernador Silverio Cavazos Ceballos dijo hoy que la denuncia presentada se basa en un video, en el que se acredita que la apertura de la boca hacia el mar, fue realizada al parecer por habitantes de Cihuatlán "Presentamos la denuncia correspondiente ante la Procuraduría General de la República para que se deslinden las responsabilidades y, en su momento, una vez integrada la averiguación previa, se consigne a los responsables y se ejerzan las acciones penales y de reparación del daño correspondientes", señaló Añadió: "Todos sabemos cuál es el cauce natural del río Marabasco, que nos divide a las dos entidades federativas, y que lo que pretendieron hacer era tomar fotografías para luego tratar de preconstituir alguna prueba que les pudiera dejar algún beneficio" Expuso que, con esa acción, "queda muy claro que (los jaliscienses) están desesperados porque no pueden probar lo que han sido sus argumentos en cuanto a la división territorial, con base en el cauce natural que lleva el río Marabasco, pero no compartimos la idea distorsionada que tienen para, según ellos, hacer prevalecer la argumentación que han venido manifestando ante la Suprema Corte y ahora ante la Comisión de Límites del Senado de la República" Cavazos dijo que, hasta ahora, el gobierno de Colima no ha hecho la identificación de alguna autoridad directamente responsable de la apertura de la boca del río, pero eso será la función que va a realizar el Ministerio Público federal para la declaración en términos de ley de las personas que participaron, y con base en ello deslindar las responsabilidades a que haya lugar Señaló que si las autoridades de Cihuatlán tenían preocupación de que se inundaran los campos de cultivo de los alrededores del río, habría sido sencillo que se comunicaran con el gobierno de Colima para ver la posibilidad de hacer trabajos que permitieran al río desembocar de manera más rápida hacia el Océano Pacífico Sin embargo, manifestó, lo que generaron fueron "acciones de mala fe y de total falta de reciprocidad y tolerancia y, desde luego, de civilidad política" Por eso, puntualizó, "consideramos que Jalisco no quiere apostarle al diálogo, y si eso no se da como se tiene que dar, con un diálogo constructivo, entonces no nos quedará sino cumplir con nuestras obligaciones legales que correspondan en ese y algún otro acto que vulnere la soberanía y territorio de nuestro estado" Sobre los daños ocasionados, Cavazos afirmó que su gobierno pedirá una cuantificación a la propia delegación de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, además de que el Ministerio Público federal tendrá que realizar la cuantificación correspondiente Indicó que el daño que se pudo haber causado ahí es ecológico, porque no se contó con la autorización respectiva Sin embargo, añadió, "lo más lamentable es la actuación dolosa por parte de las autoridades de los municipios de Jalisco, donde se pretende generar condiciones de preconstituir pruebas que no tienen nada que ver con la realidad que acontece ahí todos los días; si ahí fuera como ellos pretenden acreditarlo, la desembocadura natural, pues ahí estaría construido un dique que hubiera desviado el río" Finalizó: "Si a alguien no podemos engañar, es a la naturaleza Los ríos recurren cotidianamente al cauce normal que siempre han tenido y que es lo que acredita fehacientemente cuál es el límite entre Colima y Jalisco, dado que el río hace una curva que va a dar hasta la comprensión de toda la barra que constituye Isla Navidad en el territorio colimense Es lo que los jaliscienses están tratando de desvirtuar, pero no se vale que lo hagan de esa forma, causando daños y, desde luego, faltando a la ética política que debemos tener en estas actuaciones"

Comentarios