NL: Obtienen colonos amparo definitivo contra desalojo

jueves, 22 de mayo de 2008
Monterrey, N L 21 de mayo (apro)- Un juzgado federal otorgó el amparo definitivo a las familias que fueron desalojadas de sus viviendas ubicadas en la colonia Nueva Castilla, municipio de Escobedo, por el gobierno del estado, a petición del Instituto Estatal de la Vivienda que reclama la propiedad del terreno El pasado 14 de mayo, el juez primero de Distrito en Materia de Amparo, David Cardozo Hermosillo, otorgó a poco más de 100 familias una suspensión provisional, en la que ordenó que los quejosos no fueran desposeídos de los predios, que no les confiscaran los bienes muebles-inmuebles, que no se les privase del acceso al lugar, que no fueran destruidas sus viviendas y que no fueran privados de su libertad Aún así, el gobierno del estado desalojó a los colonos y detuvo a 31 personas, en franco desacato al mandamiento judicial La colonia Nueva Castilla, ocupa un predio de 184 hectáreas --al borde de la carretera Monterrey-Nuevo Laredo, en el municipio conurbado de Escobedo-- que el Instituto de la Vivienda reclamó como propio, mientras que algunas constructoras, cuyos dueños están vinculados a la familia del gobernador Natividad González Parás, empezaron la promoción de un fraccionamiento de lujo en el sitio El amparo definitivo 862/2008, dejó en la indefensión al gobernador Natividad González Parás --por desacato a un amparo--, quien atinó a responder a los reporteros que lo increparon sobre el caso, que sólo habían detenido a líderes fraudulentos, quienes permanecen privados de su libertad, aun cuando la suspensión provisional ordenó lo contrario En tanto, los quejosos están promoviendo un incidente de inejecución de sentencia que, de resolverse a su favor, pondría a González Parás frente a un eventual juicio de procedencia por el desacato, reconocido por el propio mandatario en sus declaraciones a la prensa Las viviendas de la colonia Nueva Castilla fueron destruidas en febrero pasado, mientras que la policía estatal tendió un cerco policíaco durante tres meses para impedir que los colonos ingresaran al predio El pasado 16 de mayo, 31 personas fueron detenidas ?entre ellas dos menores de edad, abogados y defensores de los derechos humanos-- cuando intentaban hacer valer el amparo 862/2008 El sábado 17, inició la liberación de algunos Sin embargo, Gabriela Bautista, hija del original propietario del predio que se fraccionó y vendió a los colonos, así como el abogado que los representa Blas Balderas y dos personas más, siguen en la cárcel, por el supuesto delito de despojo de inmueble

Comentarios