Exigen ambientalistas frenar obras de CFE en Colima

martes, 26 de enero de 2010

MANZANILLO, Col., 26 de enero (apro).- Grupos de ambientalistas solicitaron a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) frenar obras de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en la zona, al considerarlas perjudiciales para la integridad de los manglares y violatorias de la ley en la materia.

En un oficio dirigido al titular de la Profepa, Patricio Patrón Laviada, pidieron la suspensión de la apertura y dragado del canal de Tepalcates, así como frenar el relleno de la laguna de Cuyutlán, que actualmente se lleva a cabo como parte de los trabajos del proyecto Terminal de Gas Natural Licuado Manzanillo.

Entre los grupos ambientalistas que respaldan la denuncia destacan Greenpeace, Bios-Iguana, Colectivo Ecologista de Jalisco, Instituto de Derecho Ambiental de Nayarit, Consejo para la Defensa de la Costa del Pacífico, Centro de Investigación Ambiental Las Truchas, Alianza de la Costa Chica, Centro Mexicano de Derecho Ambiental, Red Manglar Internacional, así como ecologistas de Venezuela y Honduras.

La construcción de la regasificadora, que forma parte de un proyecto conjunto en el que se planea invertir alrededor de mil 500 millones de dólares, fue puesta en marcha en junio de 2008 mediante la colocación de la primera piedra por parte del presidente Felipe Calderón.

Sin embargo, según los inconformes, esas obras “violan de manera clara el artículo 60 de la Ley General de Vida Silvestre, así como la Norma 022 Semarnat-2003, además que existe un incumplimiento de las condicionantes establecidas en la autorización en materia de impacto ambiental otorgada a la CFE el 11 de febrero de 2008, ya que hasta el momento no se han realizado los estudios de hidrodinámica ni los modelajes que demuestren que no se afectará al ecosistema de manglar”.

Así mismo, estimaron que con la apertura y dragado del canal de Tepalcates se está modificando el flujo hidrológico de la laguna de Cuyutlán, lo que provocará un grave daño a mil 300 hectáreas de manglar que se encuentran en el vaso lacustre, por lo que solicitaron al titular de la Profepa tomar todas las medidas para frenar la destrucción de esos ecosistemas.

Comentarios