PAN descarta ruptura en Tamaulipas por nominación de Sacramento

viernes, 19 de febrero de 2010

CIUDAD VICTORIA, Tamps., 19 de febrero (apro).- El dirigente estatal del PAN, Francisco Javier Garza de Coss, descartó que la designación del senador José Julián Sacramento como candidato al gobierno de Tamaulipas, provoque rupturas en el partido, y rechazó que tardanza del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) en anunciar la nominación ponga en desventaja a su partido en la contienda electoral que se definirá el 4 de julio.
    Garza de Coss aseguró que el PAN se mantendrá unido tras la postulación de Sacramento; y como prueba de ello, recordó que los cinco panistas que aspiraban a la candidatura firmaron una carta en la que se comprometían a apoyar a quien resultara nominado.
Aunque algunos panistas, como el exdiputado federal Luis Alonso Mejía, habían asegurado que la nominación de Sacramento era impulsada en los medios locales por el propio gobierno del estado, al considerarlo un candidato “a modo” que facilita las posibilidades de triunfo del PRI, Garza de Coss afirmó que el PAN “dará la pelea” para ganar la gubernatura en las elecciones del próximo mes de julio.   
El CEN del PAN decidió por “dedazo” la designación de José Julián Sacramento, porque, de acuerdo con el dirigente nacional del partido, César Nava, había riesgos de infiltración del crimen organizado en la elección interna.
Garza de Coss descartó que el exalcalde reynosense y actual diputado local, Francisco Javier García Cabeza de Vaca, principal contrincante por la candidatura, pueda romper con el panismo y acepte contender por algún otro partido, como Convergencia y el PRD, de los cuales ha recibido propuestas.
Reveló que los cinco aspirantes a la candidatura firmaron un “pacto de caballeros” ante el CEN del partido, para comprometerse a respaldar a quien resultara favorecido con la designación.
Además, al dar a conocer la elección de Sacramento, el mismo dirigente del PAN, César Nava, también informó que García Cabeza de Vaca “recibió” una “invitación para incorporarse a una posición de responsabilidad en el gobierno federal, en forma próxima”.
El CEN había pospuesto la elección del candidato a gobernador de Tamaulipas desde el pasado mes de diciembre, mientras que el PRI nominó desde el pasado 20 de enero, al exdiputado federal Rodolfo Torre Cantú, quien ya cumple un mes realizando eventos con la estructura tricolor en los 43 municipios de la entidad.
Garza de Coss negó que esta tardanza del CEN represente una desventaja para su partido en la carrera por la gubernatura: “porque no empezamos con alguien nuevo”.
“Tenemos mucho mejor candidato nosotros”, recalcó, “trae experiencia legislativa, trae discurso, mensaje, también lo conocen, pero sobre todo sabe dialogar, lo conoce la gente”.
Sin embargo, el ala combativa del PAN rechazaba la postulación de Sacramento, por la cercanía pública que ha mantenido con el gobernador Eugenio Hernández Flores y por las declaraciones complacientes con la actual administración estatal, que han caracterizado al senador.
Al ser cuestionado por los medios locales sobre las versiones de que era el candidato del gobernador en el PAN, Sacramento respondió: “me encantaría ser el candidato preferido del gobernador”.
El expresidente regional de la Coparmex y simpatizante del PAN, Jorge Pensado Robles, consideró que con la postulación de Sacramento puede esperarse una campaña menos combativa y crítica de la que se podría haber tenido si el candidato hubiera sido García Cabeza de Vaca.
En un boletín, Sacramento convocó a los demás aspirantes panistas a la unidad: “Siempre he respetado a mis compañeros de partido, que sabía que también querían participar, ahora los invito a que se sumen a este proyecto, para que tengamos una campaña fuerte.”
Sacramento, de 53 años de edad, está casado con una hija del fallecido Jorge Cárdenas González, quien fue dos veces alcalde de Matamoros por el PARM y contendió como candidato a gobernador en 1992, postulado por una coalición formada por el PAN y el PRD.
Es cuñado del exsenador Gustavo Cárdenas Gutiérrez, quien acaba de renunciar a la dirección general del Aserca, y fue dos veces candidato a la gubernatura por el PAN.
Aunque han militado en el panismo, los Cárdenas son considerados un grupo político autónomo en esta entidad que es encabezado por Enrique Cárdenas González, quien fue gobernador del estado de 1975 a 1981.
Sacramento ganó sorpresivamente la senaduría en las elecciones de 2006, luego de una campaña “de bajo perfil”,  pero que se vio beneficiada por el “efecto Calderón”.