Chiapas: acusan a dirigente del SNTE de apropiarse caja de ahorro

miércoles, 3 de febrero de 2010

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis., 3 de febrero (apro).- Profesores de la Sección VII del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) denunciaron que su dirigente, Rosendo Galíndez Martínez, pretende apoderarse de los fondos acumulados en la Caja de Ahorro seccional, cuyo monto asciende a 950 millones de pesos.
Para impedir que Galíndez Martínez logre su objetivo, explicó Adelfo Alejandro Gómez, del Bloque Democrático, unos 35 mil profesores de la Sección VII del SNTE iniciaron un paro de labores de 72 horas.
Gómez denunció que la dirigencia seccional encabezada por Galíndez Martínez emitió una convocatoria paralela a la legal, para nombrar al nuevo comité del Consejo de Administración de esa Caja de Ahorro.
Añadió que la única facultada para emitir la convocatoria es la actual presidenta de ese comité, la profesora Marisol Eugenia Roblero Roblero, quien ya dio a conocer las bases.
La Caja de Ahorro tiene en sus arcas más de 950 millones de pesos, producto de los descuentos salariales a los más de 50 mil maestros chiapanecos a lo largo de 10 años, desde que se creó en el año 2000.
Hoy “se ve amenazada por la voracidad de Galíndez Martínez, quien cuenta con todo el aval de la presidenta vitalicia del SNTE, Elba Esther Gordillo Morales, y del gobernador Juan Sabines Guerrero”, dijo el líder de los maestros inconformes.
Gómez dijo que los días 4 y 5 de febrero, de “forma arbitraria”,  Galíndez Martínez pretende elegir al nuevo comité del consejo de administración, sin importarle violar los estatutos que rigen la forma de nombrar a los cinco profesores responsables de salvaguardar esos recursos.
Dijo que el nombramiento de esos cinco miembros se realiza de manera democrática, “yendo de delegación en delegación sindical para elegir a quiénes serán los responsables de asistir a un congreso, de donde saldrán los cinco trabajadores del magisterio, pero Galindez se brincó ese procedimiento, además de que para empezar no le corresponde emitir convocatoria alguna”.
Los maestros paralizaron el tráfico en la capital del estado para protestar así en contra del gobierno de Chiapas, al que le pidieron sacar las manos de ese conflicto. Por si fuera poco, advirtieron que “si las mete, sea para mediar y que se apegue a derecho, y que no se parcialice apoyando a Rosendo Galíndez”.
El secretario de Educación en la entidad, Javier Álvarez Ramos, calificó la situación como un conflicto interno. Aseguró que el gobierno del estado, por conducto de la Secretaría de Gobierno, ha invitado a las partes a dialogar y una de ellas no ha querido hacerlo, aunque la identificó.
“El llamado que hacemos, con pleno respeto a la autonomía sindical, es que arreglen sus diferencias mediante el diálogo”, dijo.

Comentarios