Matan en Coahuila a oso negro, especie en peligro de extinción

lunes, 26 de julio de 2010

SAN JUAN SABINES, Coah., 26 de julio (apro).- La dirección de Seguridad Pública municipal (DGSPM) informó hoy que fue muerto un oso negro, al parecer para salvaguardar la integridad de la ciudadanía.

A pesar de que la Norma Oficial Mexicana (NOM-059-ECOL-2000), considera al oso negro como una especie en peligro de extinción –en el mismo rango del águila real, el jaguar y el perrito de la pradera, entre otros--, la dependencia dijo que el animal fue muerto con disparos de rifle AR-15.

De acuerdo con la información del ayuntamiento de esta población, la decisión se tomó luego de que el animal fue visto afuera de un centro comercial, donde se confina la basura.

La dependencia no informó sobre los motivos que obligaron a matar al oso negro, de unos cinco años de edad, que medía aproximadamente un metro 80 centímetros.

En el artículo 420, el Código Penal federal establece que, quien mate a una especie silvestre de manera dolosa, será sancionado con pena corporal, que podría ir de seis meses a seis años de prisión, así como una multa de entre mil y 20 mil salarios mínimos.

Brenda Sánchez, delegada de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en Nuevo León, declinó opinar sobre el caso por, dijo, no corresponder a su delegación, aunque afirmó que matar a un ejemplar en peligro de extinción es un delito.

Recordó que en la zona metropolitana de Monterrey se registraron al menos 36 avistamientos de oso negro, sin que en ningún caso el animal hubiera atacado a la población.

Añadió que las autoridades de Nuevo León nunca han agredido a osos ni oseznos.

Dijo que, en 2008, familias de osos aparecieron en la zona metropolitana de Monterrey, debido principalmente a la mala disposición de la basura.

Según Sánchez, el procedimiento normal es evacuar el sitio de avistamiento en espera de que el oso regrese solo a su zona y, en caso contrario, ser metido a una jaula, procedimiento en el que no se ponga en riesgo al animal.

Hasta el momento, las autoridades ambientales de Coahuila no han hecho ningún pronunciamiento sobre el caso.

Comentarios